Lluvia causa daños en Petén y Alta Verapaz

Un niño muerto, decenas de viviendas inundadas y comunidades incomunicadas y sin electricidad es el resultado de la lluvia que azotó en las últimas horas varias comunidades de Alta Verapaz y Petén, informaron fuentes oficiales.

Por POR EDUARDO SAM Y RIGOBERTO ESCOBAR

<p>Varios sectores&nbsp; de Alta Verapaz, principalmente Cobán, son afectados por inundaciones, debido a la fuerte lluvia que azota a la región. (Foto Prensa Libre: Eduardo Sam)</p>
Varios sectores  de Alta Verapaz, principalmente Cobán, son afectados por inundaciones, debido a la fuerte lluvia que azota a la región. (Foto Prensa Libre: Eduardo Sam)

PROVINCIA .- Rolando Ich, de 2 años y 6 meses, murió ayer al ser arrastrado por la corriente de un riachuelo que aumentó su caudal debido a la lluvia, en Chicoyou 2, Santa Cruz Verapaz, Alta Verapaz, reportaron las autoridades.

El cuerpo del menor fue rescatado con el apoyo de pobladores, quienes temen que el caudal del afluente aumente.

Las autoridades reportaron inundaciones en calles y viviendas de Cobán, San Pedro Carchá, Santa Cruz Verapaz, Lanquín y Santa María Cahabón.

En Cobán, la lluvia inundó los barrios La Libertad y San Jorge, calle de El Calvario y la colonia El Esfuerzo 1, donde también hubo suspensión de energía eléctrica.

Mynor Amézquita, vocero de Energuate, informó que debido al mal tiempo fue afectado el suministro de energía en sectores de Lanquín, Santa María Cahabón, San Pedro Carchá, Tactic, Santa Cruz Verapaz, Tucurú, San Juan Chamelco y Fray Bartolomé de las Casas, Alta Verapaz.

Los cuerpos de socorro reportaron el desbordamiento del río Cahabón, lo que afectó a vecinos del barrio El Recreo y Residenciales Imperial.

En la ruta de las Verapaces fueron reportados varios derrumbes. Lo mismo ocurrió en la carretera de Cobán a San Juan Chamelco.

En la entrada a Cahabón se formó un agujero de gran tamaño, que dejó incomunicados a miles de vecinos.

Pierden pertenencias

En Dolores y El Chal, Petén, las autoridades reportaron que 105 viviendas fueron inundadas, lo que afectó a unas 400 personas, quienes perdieron sus pertenencias.

Edwin Martínez, delegado de la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred), resaltó que 90 familias del barrio Ebenezer, de Sabaneta, Dolores, y 15 de Colpetén, El Chal, fueron afectadas por las inundaciones.

Marvin Cruz Guzmán, alcalde de Dolores, informó que la calle que comunica a la zona urbana con La Esmeralda fue socavada por correntadas de agua y lodo, por lo que al menos mil familias de 10 aldeas están incomunicadas.

Según los afectados, en Sabaneta la lluvia comenzó a las 21 horas del martes último y se calmó a las 3 horas de ayer, lo que causó que gran cantidad de agua ingresara en domicilios, donde alcanzó 50 centímetros de alto.

Esperanza López, afectada, refirió que debido a la cantidad de agua que entró en su casa no fue posible rescatar sus pertenencias, por lo que ahora espera recibir apoyo de las autoridades.

“No dormí nada porque toda la noche traté de sacar el agua, pero fue en vano. Fui uno de los más afectados porque vivo a un costado de una cuneta”, contó Reginaldo Vázquez, vecino del barrio Ebenezer.