Internacional

Assange será interrogado en próximos días por la fiscalía sueca

El fundador de Wikileaks, Julian Assange, será interrogado por la fiscalía sueca en los próximos días en la embajada de Ecuador en Londres, acerca de delitos sexuales por los que se acusa desde el 2012, informó el miércoles el presidente Rafael Correa.

Por Quito/AP

 Fundador de WikiLeaks, Julian Assange.<br />
 Fundador de WikiLeaks, Julian Assange.

En declaraciones a corresponsales dijo que “en los próximos días el señor Julian Assange será interrogado por autoridades ecuatorianas en función de las preguntas y los pedidos de la justicia sueca” .       

Destacó que de acuerdo con un convenio bilateral, el interrogatorio lo harán fiscales ecuatorianos con preguntas y requerimientos presentados por la fiscalía sueca.      

“Por fin eso se va a hacer, lo que se pudo hacer hace más de tres años” , añadió.      

Assange, de nacionalidad australiana, se refugió en junio del 2012 en la embajada ecuatoriana en Londres para evitar su inminente extradición a Suecia, en donde era requerido para que responda por acusaciones de delitos sexuales contra dos mujeres en el 2010.      

Desde entonces ha permanecido en una pequeña habitación de la sede diplomática.       

El canciller Ricardo Patiño, presente en la misma reunión, destacó que “alguien tendrá que explicar, responder por los tres años y medio que el señor Assange ha tenido que estar injustamente privado de su libertad en la embajada ecuatoriana, por qué no se hicieron las cosas cuando se debieron haber hecho” .       

Destacó que desde agosto del 2012 el gobierno de Ecuador le ofreció a la justicia sueca las facilidades para que puedan hacer el interrogatorio que correspondió hacer, pero que nunca lo hicieron       

“Mandaron una cosa con tachaduras, con una verdadera falta de respeto a la Justicia ecuatoriana”, dijo Patiño

Añadió que cuando estaban por prescribir tres de los presuntos delitos de los que se le acusan a Assange “mandaron una carta diciendo que... queremos interrogar a Assange, como si fuera de entrar a una casa” .

Ecuador se queja de “falta de respeto”

El canciller ecuatoriano, Ricardo Patiño, consideró hoy una “falta de respeto”  que la Fiscalía sueca haya enviado documentación sin actualizar y con tachones a su par ecuatoriana en el proceso para concretar el interrogatorio al fundador de WikiLeaks, Julian Assange.

Según Patiño, la Fiscalía sueca quería tomar la declaración a Assange, asilado en la embajada de Ecuador en Londres, y para ello envió “el mismo texto que habían mandado en junio del año pasado y, como algunas cosas ya no eran útiles, digamos, para el momento, las tacharon a mano” .

“Mandaron una cosa con tachaduras, con una verdadera falta de respeto a la Justicia ecuatoriana” , dijo en una reunión con corresponsales extranjeros en la que apuntó que el fiscal ecuatoriano, Galo Chiriboga, pidió a la Fiscalía de Suecia que presente “un documento serio” .

El titular de la diplomacia ecuatoriana dijo que Ecuador no va a recibir documentos de ese tipo: “Este es un país que se respeta” , subrayó.

“El fiscal mandó a decir: hagan un documentos como debe ser, por favor, y con mucho gusto, la Fiscalía ecuatoriana, que es a la que le corresponde tomar las declaraciones en nombre de la Fiscalía sueca, lo hará” , apuntó en la reunión, que estuvo presidida por el mandatario de Ecuador, Rafael Correa.

La semana pasada, la Fiscalía sueca informó que había trasladado una nueva solicitud formal a las autoridades ecuatorianas para interrogar a Assange en su legación diplomática en Londres, donde se encuentra desde 2012.

El Gobierno de Ecuador ha asegurado que cooperará con la Justicia sueca para la toma de declaraciones a Assange, investigado por supuestos delitos sexuales en Suecia.

La fiscal superior Marianne Ny, que se había opuesto durante años a hacer el interrogatorio en Londres, cambió de opinión en marzo por la urgencia en un caso que se remonta a 2010 y del que prescribieron en agosto tres cargos de acoso sexual y coerción.

Assange cumplió el pasado 19 de junio tres años refugiado en la embajada ecuatoriana en Londres al término de un largo proceso legal en el Reino Unido, que falló a favor de su entrega a Suecia.

La intención del periodista, de 44 años, es evitar ser extraditado al país escandinavo, porque teme ser enviado después a Estados Unidos, donde podría afrontar un juicio militar por los secretos sobre la seguridad estadounidense revelados por WikiLeaks.