Economía

Ciclo agrícola alejado de lo usual

Los ciclos agrícolas se han alterado en el transcurso de los años, el parámetro para establecerlos en “condiciones normales”, están lejos de ser uniformes o parecidos.

Por Natiana Gándara

El ciclo agrícola de las frutas y hortalizas es más homogéneo.
El ciclo agrícola de las frutas y hortalizas es más homogéneo.

A marchas forzadas, los productores van adaptándose a los cambios, con lo que ponen en práctica mejoras agrícolas, implementan sistemas de riego y utilizan semillas mejoradas para acortar los tiempos de cosecha.

Según expertos, los ciclos agrícolas en Guatemala son determinados en gran medida por el “factor precio, problemas de enfermedades o plagas, y no exclusivamente de lluvia o sequías”, asevera Abelardo Viana, coordinador para la cooperación técnica en innovación para productividad y competitividad, del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA).

  • “Dentro de una misma región hay cultivos que tienen variedades o híbridos mejorados, que hacen su ciclo de vida, precoces o tardíos”.

Para Keith Andrews, representante del IICA en Guatemala, un ciclo agrícola varía según el tipo de productor.

Si es un pequeño productor sin financiamiento, los niveles de tecnología pueden ser diferentes y esto puede afectar el inicio y terminación de un ciclo.

“Existe cierto tipo de tecnología. Por ejemplo, el uso de invernaderos, que quita la necesidad de comenzar un ciclo agrícola bajo condición de lluvia. Más bien, el agricultor define el ciclo agrícola basado en proyecciones de mercado, donde los mejores precios determinan cuando uno siembra y no cuando principian las lluvias”, resalta Andrews.

Diferentes ciclos

“Existe una tendencia que evidencia diferentes ciclos dentro de una misma región”, explica Claudia Calderón, gestora del programa PRIICA.

Destaca que el cultivo del maíz, aunque pareciera ser el mismo, puede variar sus ciclos incluso en la misma área geográfica.

Granos básicos

  • 40 millones de quintales en un área de 1 millón 73 mil manzanas fue el rendimiento de maíz a escala nacional en el 2014.
  • 5.1 millones de quintales de frijol en un área de 435 mil 400 manzanas fue la producción total del 2014.

“Dentro de una misma región hay cultivos que tienen variedades o híbridos mejorados que hacen sus ciclos de vida precoces o tardíos, y con ello pueden adelantar o retrasar la siembra basados en las características que se utilicen”, asegura.

Mynor Quintana, director de Desarrollo Agrícola de Granos Básicos, del Ministerio de Agricultura Ganadería y Alimentación (Maga), señala que un ciclo agrícola se ve influenciado por altitud, precipitación y materiales de siembra en función de dicho período.

“El ciclo agrícola del occidente del país está basado principalmente en granos básicos, como maíz, frijol, arroz, ajonjolí y soya”, dice Quintana.

Empieza en marzo y termina en noviembre o diciembre, incluso. Tiene la particularidad de que en granos básicos solo se produce una cosecha y es tan alto que los ciclos de cultivos son más largos.

“ El maíz tarda de siete a nueve meses y depende si utiliza una semilla mejorada o una nativa. Si es mejorada, tendrá un ciclo más corto, de unos siete meses”, afirma Quintana.

Época de frutas

  • En cultivos frutales existen ciclos anuales y temporales, así como permanentes y semipermanentes, señala Rudy Vásquez, director de información geográfica del Ministerio de Agricultura (Maga).
  • La diferencia entre sandía, melón, mora, fresa y frambuesa, en contraste con aguacate, durazno y limón, se encuentra en el crecimiento.
  • Melón y sandía se pueden sembrar entre noviembre y mayo, porque no necesitan mucha agua, pero se deben controlar enfermedades y plagas. El ciclo de frutas y hortalizas también se ve influenciado por precios, “de ello dependerá la decisión que tome el productor”, afirma.

El experto del Maga señala que el oriente del país es similar a la Costa Sur, donde el ciclo agrícola va del 15 de mayo a diciembre. En el norte, empieza a finales de mayo hasta los primeros días de febrero.

Cinco departamentos del norte del país producen el 50% de maíz en Guatemala. De estos, Petén y Alta Verapaz aportan el 30% del total.

“En lo que el oriente tiene problemas, el norte muestra condiciones ideales para producir y genera una balanza”, expresa.

En el caso del cultivo del frijol en occidente, solo hay un ciclo, mientras que las otras regiones registran dos, principalmente el norte.

Rendimientos

Hace 10 años, la producción promedio era de 28 a 30 millones de quintales al año, mientras que en el 2015 fueron 40 millones de quintales.

El empleo de semillas mejoradas incrementa los rendimientos agrícolas, asegura Quintana.

“El uso de semilla mejorada en el occidente de Guatemala alcanza el 15%, mientras que el 85% utiliza material criollo; esto hace más difícil que se marquen las cosechas”, explica el experto.