Guatemala

Víctima de accidente de tránsito no se da por vencido

Alex Guzmán tiene 22 años y no olvida el 6 de junio del 2016, cuando retornaba en motocicleta de su trabajo y un automóvil lo chocó. Del impacto sufrió daños en la columna y perdió la sensibilidad en ambas piernas, por lo que se moviliza en silla de ruedas.

Por Óscar García

Alex Guzmán instala su venta de cocos en el ingreso principal de Boca del Monte, Villa Canales. (Foto Prensa Libre: Óscar García).
Alex Guzmán instala su venta de cocos en el ingreso principal de Boca del Monte, Villa Canales. (Foto Prensa Libre: Óscar García).

A pesar de la adversidad, el joven no se da por vencido, y para sostenerse vende cocos en la entrada de Boca del Monte, Villa Canales.

Cuando ocurrió el accidente trabajaba de mesero. “Recuerdo que estuve tres meses internado en el Hospital Roosevelt, luego me indicaron que tenía que operarme, tengo ocho tornillos y dos barras en la columna”, recuerda mientras se prepara para ir a colocar su venta.

Al principio fue difícil, pues se le dificultaba movilizarse. “Cuando me dijeron que quedaría en silla de ruedas mi vida se terminó, dije, aquí llegué, la vida se acabó”, relata Alex, quien recibió el apoyo de su familia para salir adelante.

El joven indica que tres meses estuvo en su casa y a finales del año pasado vendió fruta frente a un colegio y los sábados vendía churros cerca de su vivienda.

Diplomado

Los domingos, Alex cursó un diplomado en técnico en reparación de computadoras y celulares; también estudiaba inglés, pero cuando los médicos le dijeron que tiene la posibilidad de volver a caminar dejó los estudios para reunir dinero y poder comprar un aparato que necesita, pues actualmente su único ingreso lo obtiene de la venta de cocos.

Lea también: Colapso de drenaje causa hundimiento en el bulevar Los Próceres

Cursó hasta tercero básico, su sueño es ser chef y también desea trabajar en reparación de computadoras. “Me gustaría tener otro trabajo para ayudar a mi mamá, quien vende comida”, comentó.

Alex instala la venta de 9 a 18 horas al pie de una pasarela, en el ingreso a Boca del Monte. “La gente me felicita, porque he tratado de salir adelante. No importa la adversidad, porque la vida continúa”, expresa.

Por si no lo vio: Capturan a mujer por supuesta explotación de siete niños

El joven aprendió a valerse por sí mismo, “superé la depresión y ahora le digo a las personas a que sigan adelante”, manifiesta.

Motivación

María Xiá, madre de Alex, indicó que hicieron un préstamo para que el joven fuera operado y continúe con sus terapias, pues el causante del accidente no se hizo responsable. “Para mí fue duro lo que pasó, pero con la ayuda de Dios hemos salido adelante”, refiere.

Alex Guzmán ha recibido el apoyo de su madre, María Xiá, para salir adelante. (Foto Prensa Libre: Óscar García).
Alex Guzmán ha recibido el apoyo de su madre, María Xiá, para salir adelante. (Foto Prensa Libre: Óscar García).

Xiá ha motivado a su hijo para que mejore su autoestima, pues “una madre no se debe dar por vencida”, dice.

Agregó que su hijo viaja en un camión al mercado La Terminal, zona 4, donde compra los cocos que vende y en silla de ruedas se moviliza por el lugar.

Datos alarmantes

De acuerdo con los resultados de la II Encuesta Nacional de Discapacidad 2016, en una de cada tres familias vive al menos una persona con capacidades diferentes. Añade que la prevalencia de esa condición de vida incrementa con la edad, es decir que el 5% de la niñez, de entre 2 a 17 años, posee alguna discapacidad. En los jóvenes y adultos de 18 a 49 años la tendencia aumenta al 12 por ciento y en las personas mayores de 50 años es el 26%.

La Encuesta documentó las características demográficas y socioeconómicas de los guatemaltecos con capacidades diferentes y explora el impacto que esa condición tiene en la pobreza, calidad de vida, salud, educación y oportunidades laborales.

Alex Guzmán, víctima de accidente de motocicleta, trabaja nueve horas al día en su venta de cocos. (Foto Prensa Libre: Óscar García).
Alex Guzmán, víctima de accidente de motocicleta, trabaja nueve horas al día en su venta de cocos. (Foto Prensa Libre: Óscar García).

Según las autoridades de Tránsito de la Policía Nacional Civil (PNC), del 1 de enero al 31 de marzo de este año, al menos 981 motocicletas estuvieron involucradas en accidentes de tránsito, con saldo de 151 muertos y 886 lesionados. Ese tipo de hechos deja secuelas en sobrevivientes, como en Alex Guzmán.

Según estadísticas del Departamento de Tránsito, de enero a marzo del 2017 hubo 748 motocicletas involucradas en accidentes viales, con cauda de 140 muertos, es decir 11 menos que en el 2018.

En el 2016, dos mil 58 personas murieron en accidentes de tránsito en todo tipo de vehículo y nueve mil 802 sufrieron lesiones. En ese año, las motocicletas ocuparon el 32 por ciento en siniestralidad.

Al 30 de noviembre del 2017, el registro de motocicletas en el país era de un millón 361 mil 585 y representaba el 38.8 por ciento del parque vehicular.

Contenido relacionado:

> Sobrevivientes de percances en moto relatan su drama

> De un millón de motoristas menos de 12 mil tienen seguro