Jalapa

Policía descubre que hombre detenido por escandalizar tenía orden de captura por 3 homicidios

Un hombre que tenía orden de captura por tres homicidios fue capturado por la PNC, la detención fue posible gracias a que fue detenido después que escandalizaba en la vía pública en San Pedro Pinula, Jalapa.

Por Hugo Oliva

Emilio Nájera y Nájera, 19, detenido por la Policía Nacional Civil (Foto Prensa Libre: Hugo Oliva)
Emilio Nájera y Nájera, 19, detenido por la Policía Nacional Civil (Foto Prensa Libre: Hugo Oliva)

El escándalo que varios hombres hacían en un sector de Güisiltepeque, San Pedro Pinula, alertó a agentes de la Policía Nacional Cicil (PNC), quienes al llegar al lugar capturaron a un hombre que era buscado por haber dado muerte con escopeta a tres personas, entre estas una mujer embarazada.

Fue identificado como Emilio Nájera y Nájera, de 19 años, quien luego del escándalo fue trasladado a la subestación policial de San Pedro Pinula, en donde se consultó información en la base de datos y le aparecía la orden de captura por triple homicidio de fecha 24 de julio del 2017.

Según las investigaciones Nájera sería el de haber dado muerte a los hermanos Exequiel de Jesús Nájera Gómez, de 17 años, y Aura Leticia Nájera Gómez, de 23, quien tenía varios meses de embarazo; asimismo por el crimen de Mario Adolfo Cruz Lemus, de 37 años, a quienes habría matado en un mismo hecho el 22 de julio del presente año en el caserío Laguna Seca del mismo municipio.

El día de los asesinatos, el ahora detenido disparó contra Exequiel Nájera cuando este salió a la tienda, atacándolo a pocos metros de su vivienda utilizando una escopeta calibre 12 milímetros, luego se dirigió a la casa de su víctima donde disparó en contra de Aura Leticia y Mario Adolfo.

Las autoridades determinaron que Emilio Nájera era el responsable de la muerte de estas personas, gracias a que Exequiel de Jesús Nájera sobrevivió unas horas al ataque y delató a su victimario.

En estado delicado fue trasladado a la emergencia del Hospital Nacional de Jalapa en donde estuvo recluido por espacio de 24 horas, sin embargo falleció un día después del ataque.