Retalhuleu

Policía investiga supuesto intento de robo en casa parroquial de Retalhuleu

Las sonrisas que tenían al regresar de una misa integrantes de la hermandad de la iglesia católica del barrio Monterrey, Retalhuleu, fueron borradas al ver forzada la puerta de la casa parroquial.

Por Rolando Miranda

Esta es la puerta de la iglesia que fue forzada por delincuentes. (Foto Prensa Libre: Rolando Miranda)
Esta es la puerta de la iglesia que fue forzada por delincuentes. (Foto Prensa Libre: Rolando Miranda)

De inmediato supusieron que habían sido víctima de robo. Se habían ausentado al menos cuatro horas y al percatarse de la irregularidad alertaron a las autoridades puesto que no se descarta que se trate de un intento del robo.

Pedro Vicente, párroco de la iglesia, indicó que sus pertenencias están completas y a pesar de que había objetos de valor y una computadora, aparentemente los delincuentes  no quisieron tomarlos. 

Pedro Vicente, párroco

“Al ingresar a la casa parroquial con agentes de la Policía Nacional Civil (PNC) establecimos que todo estaba en orden, sin embargo, no descarto que trataron de robar o fue algún acto de mala fe de algunas personas con las que he tenido algunos problemas”.

“Al ingresar a la casa parroquial con agentes de la Policía Nacional Civil (PNC) establecimos que todo estaba en orden, sin embargo, no descarto que trataron de robar o fue algún acto de mala fe de algunas personas con las que he tenido algunos problemas”, expuso Vicente.

El párroco reconoció que ha tenido problemas con un grupo de personas que juegan futbol en un espacio afuera de la iglesia, y por llamarles a la reflexión se enojaron, por lo cual presume que ellos pudieron ser los responsables de dañar la puerta.

La PNC informó que no hubo robo, no obstante el párroco de la iglesia hizo la denuncia correspondiente y las autoridades investigan.

Vecinos del lugar piden a las autoridades que investiguen el hecho y que mantengan vigilancia en el sector ya que los delincuentes aprovechan los momentos cuando nadie cuida la iglesia para cometer fechorías, y temen que los individuos regresen.

Policías inspeccionan el área donde ocurrió el hecho. (Foto Prensa Libre: Rolando Miranda)
Policías inspeccionan el área donde ocurrió el hecho. (Foto Prensa Libre: Rolando Miranda)