Sacatepéquez

Comunidad educativa de Ciudad Vieja estrena edificio de lujo que costó Q13.4 millones

Cuatro centros educativos en San Lorenzo El Cubo, Ciudad Vieja, Sacatepéquez, harán uso de un edificio de lujo, que tuvo un costo de más de Q13 millones. 

Por Julio Sicán

La comunidad educativa de San Lorenzo El Cubo estrenará edificio escolar. (Foto Prensa Libre: Julio Sicán)
La comunidad educativa de San Lorenzo El Cubo estrenará edificio escolar. (Foto Prensa Libre: Julio Sicán)

El edificio de dos pisos tiene 24 aulas, dos cocinas, dos bodegas, un patio para usos múltiples y una rampa para personas con discapacidad.

Antonio Rodas Andrino, director de la Escuela Oficial Mixta de San Lorenzo El Cubo, expuso que en ese edificio funcionarán dos escuelas del nivel primario, un Proyecto de Atención Integral al Niño (Pain) y Núcleos Familiares Educativos para el Desarrollo (Nufed).

El proyecto atenderá a unos 700 niños de cero a seis años, mientras Nufed contará con 20 estudiantes en la jornada vespertina.

“El edificio no es suficiente para la población escolar de la jornada matutina, sobre todo para la hora del recreo, pero tenemos que buscar soluciones”, enfatizó Rodas.

El costo de la obra fue de Q13 millones464 mil 650.54, los cuales fueron pagados por la Municipalidad de Ciudad Vieja.

Juventino Paredes, alcalde, explicó que el edificio escolar se construyó en un terreno de 20 mil 25 metros cuadrados, el aporte municipal fue de Q11 millones 73 mil 605.54 y Q850 mil para la compra del terreno. El Consejo Departamental de Desarrollo aportó Q2 millones 391 mil 045.

El nuevo edificio escolar albergará a cuatro centros educativos. (Foto Prensa Libre: Julio Sicán)
El nuevo edificio escolar albergará a cuatro centros educativos. (Foto Prensa Libre: Julio Sicán)

“Este edificio no es un hotel, ni centro comercial, es un edificio escolar de lujo para la niñez porque la educación es el principio del desarrollo”, aseguró durante la inauguración. 

María Abelina Hernández, madre de familia, dijo sentirse contenta y agradecida con las autoridades por el nuevo edificio, ya que sus tres hijos estarán en un lugar seguro y agradable.

Carlos López, padre de familia, comentó que los vecinos de Ciudad Vieja están obligados a pagar sus impuestos porque son invertidos en infraestructura educativa que beneficia a toda la comunidad.

“Estoy viendo en este edificio que mis impuestos han sido bien invertidos”, recalcó.

Las autoridades locales proyectan para este año la construcción de un centro educativo para preprimaria de todo el municipio, con transporte escolar incluido.