San Marcos

Suspenden servicio de energía eléctrica en Tacaná por deuda municipal

Una deuda de Q14.5 millones que la Municipalidad de Tacaná, San Marcos, tiene con la empresa distribuidora de energía eléctrica, originó que el servicio fuera suspendido en el área urbana y afectara a unos mil 140 usuarios.

Por Whitmer Barrera

Personal de Energuate suspende el suministro de energía eléctrica a la empresa municipal de Tacaná, San Marcos. (Foto Prensa Libre: Whitmer Barrera)
Personal de Energuate suspende el suministro de energía eléctrica a la empresa municipal de Tacaná, San Marcos. (Foto Prensa Libre: Whitmer Barrera)

Según Energuate, empresa que presta el servicio, las autoridades municipales no han efectuado el pago de 525 facturas por alumbrado público y servicio de energía eléctrica en el área urbana, las cuales desde hace nueve años vienen arrastrando, por lo que el servicio fue suspendido desde el sábado último.

Mynor Amézquita, vocero de Energuate, dijo que esta vez no se trató solo de la suspensión del servicio de alumbrado público, sino de todos los servicios que funcionan en el área urbana, incluidas viviendas.

“A consecuencia del incumplimiento de pago se tomó la decisión de suspender el abastecimiento de energía eléctrica a la empresa municipal, lo que significa que tanto viviendas, comercios y oficinas que funcionan en el área urbana del municipio no cuentan con el servicio”, explicó.

Amezquita señaló que la deuda se agravó desde hace año y medio, cuando las autoridades municipales ya no abonaron pago como lo venían realizando desde cuando surgió la deuda.

“La Empresa Eléctrica Municipal en promedio debía pagar Q75 mil por mes, pero no ha cumplido, por ello se procedió a suspender el servicio”, agregó.

Entre los suministros que se adeudan están el servicio de energía eléctrica en edificios municipales, como mercados, rastros, biblioteca, escuelas, edificio municipal y bombas de agua.

El vecino Pedro Arreaga, señaló que no cuentan con el servicio desde el sábado último  y ya reportan pérdidas porque los productos alimenticios que necesitan refrigeración ya caducaron.

“Lamentamos que se haya suspendido uno de los servicios básicos, en el caso de las tiendas ya reportan pérdidas de carnes, embutidos y todos los productos que necesitan ser refrigerados para mantenerse frescos. Rogamos a las autoridades que intervengan para solucionar este problema que afecta a más de mil 140 usuarios del área urbana”, comentó.

Otro vecino dijo que por la noche llegan muchos vecinos que trabajan o estudian en Xela y las calles están a oscuras, por lo que temen por su seguridad.

“Esa acción atenta contra la seguridad de toda persona, caminar a oscuras es peligroso. Considero que esa acción de suspender la energía es mala, así como la irresponsabilidad de no estar al día en los pagos”, detalló el vecino Felipe Monzón.

Mil 140 usuarios del área urbana están sin el servicio de energía eléctrica desde el sábado último. (Foto Prensa Libre: Whitmer Barrera)
Mil 140 usuarios del área urbana están sin el servicio de energía eléctrica desde el sábado último. (Foto Prensa Libre: Whitmer Barrera)

Hospitales

Para evitar que la atención de pacientes provoque alguna complicación, Energuate  entregó plantas generadoras de energía en hospitales y centros de Salud, mientras se llega a un acuerdo con las autoridades ediles.

Una fuente cercana a la municipalidad aseguró que se plantea conectar en los próximos días la hidroeléctrica del municipio que está en fase de reconstrucción, la cual había estado abandonada por autoridades anteriores.

De acuerdo con representantes de Energuate, a finales del 2016, hubo manipulación de la red, por lo que se procedió a suspender el suministro por la deuda de arrastre, pues aparentemente la empresa municipal habría reconectado el servicio sin la autorización de la distribuidora.