Eurocopa

Suecia evita la derrota contra Irlanda en la Eurocopa

Las selecciones de Irlanda y Suecia empataron a un gol en un intenso partido correspondiente al grupo E de la Eurocopa, disputado este lunes en el Stade de France, en la periferia de París.

Por París/AFP

Zlatan Ibrahimovic es felicitado tras originar la jugada del gol. (Foto Prensa Libre: AFP).
Zlatan Ibrahimovic es felicitado tras originar la jugada del gol. (Foto Prensa Libre: AFP).

Wes Hoolahan adelantó a los irlandeses al inicio de la segunda parte  (48) y su compañero Ciaran Clark anotó en propia meta el empate, al rematar contra su portería una jugada de la estrella sueca Zlatan Ibrahimovic  (71).

Con un ambientazo en las gradas, los irlandeses comenzaron con una gran presión, impidiendo a los suecos salir con el balón jugado desde atrás y recuperando rápidamente la pelota.

El dominio se transformó también en un par de ocasiones de gol. La primera en un disparo desde la frontal de Jeff Hendrick que sacó con los puños Andreas Isaksson  (9).

La segunda, mucho más clara, llegó en el 17, en un corner que peinó en el primer palo Cirian Clark y el capitán John OShea, solo en el segundo, no llegó a rematar por poco con toda la portería a su favor.

A medida que avanzaban los minutos, la estrella sueca Zlatan Ibrahimovic, ahogado en los primeros minutos por la presión irlandesa, entraba cada vez más en juego, lo que permitió a su equipo equilibrar el partido.

Pero los Verdes no cesaban en su empeño y Robbie Brady a punto estuvo de inaugurar el marcador con un derechazo desde fuera del área que rozó el larguero del arco nórdico  (29), donde sí se estrelló el zambombazo de Hendrick tres minutos después.

Los suecos apenas de acercaron y la principal ocasión en el primer tiempo fue un remate de Zlatan dentro del área que se marchó desviado  (39) .

Antes de la pausa, los irlandeses aún contaron con una chance para marcar, en un centro desde la izquierda que ni Jon Walters ni Shane Long llegaron a cabecear ante Isaksson, una jugada en la que se reclamó un doble penal  (41).

La segunda parte comenzó con otro disparo de Hendrick que rechazó Isaksson  (47) , pero en la siguiente jugada los irlandeses acabaron recompensados por su juego: el lateral Seamus Coleman se marchó por la banda derecha y su centro lo remató a la red Wes Hoolahan, provocando el delirio de los cerca de 40 mil irlandesese presentes en las gradas del Stade de France  (48).