Fútbol Internacional

Catar pagó 1.8 millones por exponer su candidatura para Mundial-2022

Catar pagó 1,8 millones de dólares a la Confederación Africana de Futbol (CAF) en enero de 2010 para poder exponer su proyecto de candidatura del Mundial-2022, admitió su presidente Issa Hayatou en el semanario Jeune Afrique, aunque negó cualquier acusación de corrupción.

Por París/AFP

QTR 021.Sheik Mohammed bin Hamad al-Thani, Chairman del Comité Organizador de Catar 2022 junto a Blatter. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
QTR 021.Sheik Mohammed bin Hamad al-Thani, Chairman del Comité Organizador de Catar 2022 junto a Blatter. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

“Se trataba de 1,8 millones de dólares, no de un millón. En dos transferencias de 900.000 dólares. Los catarís nos los dieron por poder exponer su proyecto durante el congreso que la CAF celebró en Luanda en enero de 2010, al margen de la Copa de África de Naciones”, según el presidente de la CAF.

¿Era una manera de comprar el voto de los países africanos? Hayatou asegura que no: “De hecho, convoqué inmediatamente después al comité ejecutivo de la CAF para decir que eso no nos comprometía en nada. No di ninguna consigna y cada uno votó según su conciencia”.

Hayatou precisó que ningún otro país aspirante a organizar ese Mundial pago a la CAF por exponer su proyecto. “Tampoco pedimos a Catar de hacerlo. Nos lo propusieron ellos”, dijo en el semanario Jeune Afrique que se edita en Francia.

Preguntado por la AFP, un portavoz de la CAF precisó que Catar quería tener este privilegio de exclusividad y que los pagos figuran en los estados financieros de la Confederación.

Sobre las acusaciones de Phaedra Almajid, exmiembro de la candidatura catarí que acusa a Hayatou de haber negociado su voto a cambio de 1,5 millones de dólares, el máximo dirigente del futbol africano insistió en que presente pruebas, porque de momento no las ha aportado.

Frente a los escándalos de corrupción que afecta a la Fifa, Hayatou asegura que no está inquieto a nivel personal: “No tengo miedo de nada, porque no he hecho nada. Tengo la conciencia tranquila”.

Renuncia secretario

El secretario general de la Confederación Asiática de Futbol, Alex Soosay, renunció en medio de una investigación ante las acusaciones de que ordenó un encubrimiento durante una auditoría al organismo en 2012.

La Confederación anunció la renuncia el miércoles y agradeció en un comunicado a Soosay por sus 20 años de servicio en el organismo rector regional. La declaración no dio motivo alguno por la renuncia y Soosay no comentó al respecto.

El diario malayo The Malay Mail informó este año que había obtenido un video de julio de 2012 en el que se mostraba al director financiero de la AFC (por sus siglas en inglés), Bryan Kuan Wee Hong, que le decía a un investigador de Fifa que Soosay había pedido que se ocultaran pruebas que potencialmente lo vinculaban con irregularidades durante el mando del ex presidente Mohamed bin Hammam.

“Una declaración en video que se grabó como parte de una investigación de Fifa fue filtrado a la prensa recientemente, y la AFC ha verificado su autenticidad, señaló el organismo el mes pasado en un comunicado en el que se anunció una suspensión inicial de Soosay.

Soosay, quien asumió el puesto de secretario general del organismo en 2009, dijo el mes pasado que las acusaciones eran infundadas y aseguró que era un intento de desprestigio.

El subsecretario general de la AFC, Windsor John, estará a cargo del puesto hasta que se designe a un remplazo.

Bin Hammam renunció en diciembre de 2012 mientras era investigado por conflicto de intereses y mala administración financiera del organismo y fue expulsado inmediatamente por la Fifa de toda actividad relacionada con el futbol.

En 2012, Pricewaterhouse Coopers condujo una auditoria interna del manejo de la AFC bajo el mandato de Bin Hammam y cuestionó la entrega de derechos de televisión y millones de dólares en pagos a las cuentas de la AFC “supuestamente para uso personal de su presidente”.

El caso de la auditoría asiática puso fin a la carrera de Bin Hammam en el futbol, luego de que revocara una prohibición de Fifa por supuestos sobornos durante su campaña para derrocar a Joseph Blatter como presidente del organismo en 2011.

El catarí se retiró de la campaña en medio de acusaciones de intento de compra de votos y Blatter ganó la reelección sin enfrentar oposición.