Deporte Internacional

Entrenador de Mo Farah niega acusaciones de dopaje de la USADA

El estadounidense Alberto Salazar, entrenador de la estrella del atletismo británico Mo Farah, negó las acusaciones de la Agencia Antidopaje de Estados Unidos (USADA) acerca de haber usado medicamentos prohibidos en su carrera profesional o habérselos suministrado a sus atletas.

Por AFP

Archivado en:

Atletismo Dopaje Mo Farah
El británico Mo Farah es una de las máximas figuras del atletismo de su país. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
El británico Mo Farah es una de las máximas figuras del atletismo de su país. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Salazar, entrenador del proyecto Oregon, negó las acusaciones reveladas el pasado fin de semana por el diario New York Times.





En un correo electrónico enviado el miércoles por la noche al periódico The Oregonian sobre el informe de USADA, preparado en respuesta a una citación de una junta médica de Texas, Salazar dijo que nunca usó medicamentos inadecuadamente u ocultó lo que ciertos medicamentos estaban haciendo a los atletas.

"No tenemos nada que ocultar y no estamos escondiendo nada", dijo Salazar en el correo electrónico enviado al The Oregonian.

"Como he dicho muchas veces, el éxito de mis atletas se deben al trabajo duro y dedicación", agregó Salazar a la cabeza de un grupo de capacitación denominado "Proyecto de Oregon", financiado por el proveedor Nike.

"Creo en el deporte limpio, en un enfoque metódico y profesional a la formación, el Proyecto Oregon nunca permitirá el dopaje; todos los atletas tienen el deber de respetar el Código Mundial Antidopaje de la AMA y las reglas de la IAAF", aseguró.

El exmaratonista llevó a la estrella Mo Farah a ganar las medallas de oro de los 5 mil y 10 mil en los Juegos Olímpicos de 2012 y 2016.

"He hecho más que cualquier otro entrenador para disipar las falsas acusaciones cuando no hay violación. Estoy total y voluntariamente cooperando con la USADA, contestado todas las preguntas bajo juramento y proporcionó miles de documentos", añadió.

La información contenida en el informe de la USADA se había publicado en la prensa británica en febrero y acusaba a Salazar de usar testosterona e inyecciones del aminoácido L-carnitina en sus atletas.

Farah salió al paso de las acusaciones al señalar: "Soy un atleta limpio que nunca ha roto las reglas sobre las sustancias, métodos o ensayos".

El New York Times publicó el último fin de semana extractos del informe de la USADA en el que un exmiembro del grupo de entrenamiento denuncia presiones de Salazar a sus atletas para usar sustancias prohibidas o dosificaciones no autorizadas.

Además de Farah, Salazar entrena a otras estrellas como el estadounidense Matthew Centrowitz, campeón olímpico de 1.500 el verano pasado en Rio-2016.