Fútbol Internacional

La maldición del futbol mexicano en el Mundial de Clubes

El Club América representará a México en el Mundial de Clubes, un torneo que ha provocado grandes decepciones al futbol mexicano, pese a ser uno de los campeonatos más potentes del continente y a que México ha sido el país con más presencias en esta competición.

Por México/AFP

América representará a México en Japón. (Foto Prensa Libre: Twitter Club América)
América representará a México en Japón. (Foto Prensa Libre: Twitter Club América)

El futbol mexicano siempre fue el representante de la Concacaf desde que se instauró el actual formato del Mundial de Clubes, salvo en su primera edición, en 2005, en la que este papel recayó en el Deportivo Saprissa costarricense, que acabó tercero.

En las 11 ediciones (de 12) en las que participó un representante mexicano, contando un 'Mundialito' experimental en 2000, ninguno de ellos logró romper el tradicional duopolio Europa/Sudamérica y alcanzar la final, un hito que sí consiguió un fútbol más modesto como el africano, con la clasificación del congoleño Tout Puissant Mazembe para la final de 2010, en la que perdió ante el Inter de Milán (3-0).

Peor aún, en casi la mitad de estas ediciones (2007, 2010, 2011, 2013 y 2015), el representante de México ni siquiera alcanzó las semifinales, toda una humillación para un país que cuenta con uno de los campeonatos más potentes de América, con una fuerza financiera que le coloca también entre los más competitivos a nivel mundial.

Los mejores resultados mexicanos en este torneo los consiguieron el Necaxa en 2000 y el Monterrey en 2012, con sendos terceros puestos.

El bronce del Necaxa tuvo lugar en la primera edición de la competición, una experimental que tuvo lugar en Brasil en 2000 y donde superó al Real Madrid en la tanda de penales (4-3 tras empate 1-1) en el partido por el tercer puesto, en lo que podría considerarse como la mejor participación hasta la fecha de un club mexicano en el 'Mundialito', dada también el nombre del rival en la lucha por el bronce.





Dos terceros en 2000 y 2012

Repitió tercer puesto el Monterrey en 2012, cuando ganó al Ulsan Hyundai surcoreano (3-1) en cuartos, antes de caer por idéntico resultado frente al Chelsea inglés en semifinales y ganar el partido por el tercer puesto ante el Al Ahly egipcio (2-0).

En cuatro ediciones, el equipo mexicano quedó en la cuarta posición: el América en 2006, Pachuca en 2008, Atalante un año después y el Cruz Azul en 2014.

Ni Pachuca en 2007 y 2010 (perdió en cuartos ante el Etoile du Sahel tunecino por 1-0 y el Mazembe por el mismo resultado, respectivamente), ni el Monterrey en 2011 (cayó frente al Kashiwa Reysol japonés en los penales) lograron alcanzar las semifinales.

Tampoco lo logró el año pasado el América, que perdió en su estreno ante el Guangzhou Evergrande chino (2-1), acumulando una nueva decepción para el fútbol mexicano, aunque acabó quinto tras vencer al Mazembe (1-0).

En su tercera participación en el torneo, el América tratará de mejorar o, al menos, igualar, su cuarto puesto de 2006. Para ello deberá empezar derrotando al Jeonbuk Hyundai surcoreano en el partido de cuartos... y citarse con el Real Madrid en semifinales.