Fútbol Internacional

Argentina se jugará contra Perú una de sus últimas cartas para clasificar a Rusia 2018

Una de las últimas fichas que le quedan a Argentina para saltar en forma directa en el Mundial y evitar que Lionel Messi se quede afuera de Rusia 2018 la jugará el jueves ante el encumbrado Perú, en choque para el infarto en Buenos Aires.

Por AFP

Los argentinos ya no tienen opción para dejar más puntos si quieren decir presente en el Mundial de Rusia 2018. (Foto Prensa Libre: AFP)
Los argentinos ya no tienen opción para dejar más puntos si quieren decir presente en el Mundial de Rusia 2018. (Foto Prensa Libre: AFP)
El escenario elegido es uno de los mayores mitos de la historia futbolera argentina: el estadio La Bombonera. La cancha tiembla cuando millares saltan y gritan en forma atronadora. Pero hasta hora la clasificatoria sudamericana ha sido un viacrucis para la Albiceleste.

Los peruanos están cuartos en la tabla y, por ahora, ganan un pasaje directo. Argentina, en quinto lugar, tiene los mismos puntos (24) y diferencia de gol (+1), pero en goles a favor Perú la supera con creces (26 a 16), cuando faltan solo dos fechas.

El quinto en las posiciones deberá jugar una repesca ante Nueva Zelanda. Messi podría ser humillado. Sería un duro golpe también para Rusia 2018 perder a uno de los héroes del fútbol contemporáneo.

Para cerrar la serie, Ecuador espera a Argentina, el 10 de octubre, en la altura de Quito. Perú recibirá a Colombia.

El estadio podría ser un arma de doble filo. Los hinchas argentinos ya no toleran a un equipo sin alma, frágil en defensa y apático en ataque. La presión puede ser al revés.

"Me da igual que hayan modificado la cancha, la presión puede jugarles en contra si las cosas no les salen bien al principio", dijo el volante peruano Wilder Cartagena.

En 1969, un extraordinario equipo peruano que lideraba en la cancha Teófilo Cubillas dejó a Argentina afuera del Mundial de México 1970 con un empate 2-2. Y fue en La Bombonera.

No llores por mí

El último partido ante la débil Venezuela (1-1) dejó perplejos a los argentinos. "Fue un espanto ver todo eso", admitió el veterano entrenador César Luis Menotti. "Algo en nosotros no anda bien", dijo el seleccionador que en 1978 llevó a Argentina a obtener de local su primer Mundial.

¿Podrán superar Messi y compañía el trauma de las finales perdidas en el Mundial de Brasil 2014 y en las Copas América 2015 y 2016?

La hora de despabilarse y llamar a la rebeldía se le acaba a esta selección. El DT Jorge Sampaoli lo sabe. "Debemos darle seguridad a los futbolistas y el camino del ataque es el que debemos seguir sosteniendo con fuerza", dijo el casildense.

Sampaoli volvió a dejar afuera al delantero Gonzalo Higuaín y ordenó el regreso de Alejandro 'Papu' Gómez y Germán Pezzella.

Se espera que Mauro Icardi acompañe en el ataque a Messi. Pero en lugar de Paulo Dybala podrían entrar Gómez o Eduardo Salvio.

"Es difícil jugar con Messi porque jugamos en el mismo puesto", dijo Dybala para explicar su bajo rendimiento. Sampaoli parece haber tomado nota.

Respirarle en la nuca

En el campamento de Perú, el DT argentino Ricardo Gareca espera que un delantero clave, Jefferson Farfán (Lokomotiv, Rusia) se recupere de una lesión. La paradoja futbolera es que en 1985 fue 'el Tigre' Gareca quien anotó el gol clave ante Perú (2-2) para la clasificación argentina al Mundial de México 1986.

El zaguero Miguel Araujo no le teme ni a Messi ni a La Bombonera. "Somos un equipo solidario. Si Messi se levanta inspirado, tenemos once jugadores para frenarlo. Debemos respirarle en la nuca", dijo el defensor.

El partido se jugará a las 17:30 hora de Guatemala, con arbitraje del brasileño Wilton Sampaio, acompañado por sus compatriotas Kleber Gil y Bruno Boschilia.