Iniciar Sesión
Registrarse
  Preguntas frecuentes
  |  
¿Olvidó su contraseña? 

Prensa Libre

13/03/13 - 09:32 Economía

La CE propone nuevos derechos para pasajeros aéreos y reforzar los actuales

La Comisión Europea  (CE) propuso hoy reforzar y ampliar los derechos a los pasajeros de servicios aéreos en la Unión Europea  (UE) , en cuestiones como las indemnizaciones por retrasos o cancelaciones, o por daño y pérdida de equipajes.

"Sabemos que la verdadera prioridad de los pasajeros bloqueados es llegar a casa, por lo que nos centramos en la información, la asistencia y la eficacia del ofrecimiento de rutas alternativas" , destacó el vicepresidente de la CE y responsable de Transportes, Siim Kallas, en un comunicado.

La iniciativa plantea reformar la actual normativa sobre derechos de los pasajeros en la Unión Europea (UE) y deberá recibir el visto bueno de los Veintisiete y de la Eurocámara para entrar en vigor.

Ese proceso podría durar unos 18 meses y en el se podrían introducir algunos cambios, dijeron a Efe fuentes comunitarias.

Los pasajeros de los vuelos operados por empresas comunitarias y todos los que despeguen de un aeropuerto en territorio UE podrán disfrutar de estos derechos y las compañías se beneficiarán de la clarificación de varios puntos confusos de la actual legislación.

En el caso de vuelos con escalas, los viajeros tendrán derecho a recibir una indemnización si la llegada al destino final se produce cinco horas después de lo previsto en trayectos dentro de la UE, de nueve horas para vuelos de menos de 6,000 kilómetros y de doce horas para distancias mayores.

Las aerolíneas tendrán que informar a los pasajeros del motivo del retraso sufrido como máximo media hora después de la salida prevista del vuelo y deberán ofrecerles asistencia (bebidas y refrigerios) cuando la espera se prolongue más de dos horas, incluidos los vuelos con escalas, y un hotel si deben hacer noche.

Si los pasajeros están ya en el avión, la CE propone que, tras esperar una hora, el viajero tenga derecho a que se regule la temperatura del avión con calefacción o aire acondicionado, a poder utilizar los baños y a recibir agua, cuestiones que hasta ahora no estaban garantizadas.

Pasadas cinco horas, el pasajero tendrá derecho a desembarcar del avión y recibir una compensación de la aerolínea, equiparable a la que se ofrece en el caso de retrasos de larga duración.

La CE aclara también en qué casos se puede aplicar el concepto de "situaciones extraordinarias" , que permite a las compañías aéreas no pagar indemnizaciones a los pasajeros, pero tendrán que demostrar por qué se trata de "circunstancias extraordinarias" .

En esa categoría estarían catástrofes naturales, condiciones climatológicas extremas y no comunes o huelgas ajenas a la empresa: Por ejemplo, de controladores aéreos.

Sin embargo, las huelgas que protagonizan los empleados de la misma aerolínea o los fallos técnicos no podrán ser considerados "circunstancias extraordinarias" .

La CE plantea poner un límite de tres días a la asistencia que la aerolínea debe dar a los pasajeros en el caso de retrasos, que hasta ahora era por un tiempo indefinido.

Ese margen solo se superó una vez en la historia de la aviación, durante la crisis que provocó la nube de cenizas volcánicas causada por el volcán islandés Eyjafjalla en abril de 2010.

Entre los nuevos derechos que la revisión garantizaría a los viajeros está la prohibición a las aerolíneas de que cancelen el billete de retorno si el pasajero no ha hecho uso de la ida, una práctica muy común.

Las fuentes no esperan que esta medida pionera a nivel internacional aumente los "overbooking" , una práctica que ha descendido notablemente en la Unión Europea desde la entrada en vigor a principios de la pasada década de la regulación que establece el pago inmediato de una compensación al viajero.

Respecto al equipaje, la nueva normativa facilita los procesos de reclamación por pérdida o deterioro del mismo y garantiza a los pasajeros el derecho a declarar, de manera gratuita, el valor real de los equipamientos de movilidad al facturar de cara a posteriores indemnizaciones.

Las aerolíneas también deberán permitir que los viajeros lleven como equipaje de mano pequeños instrumentos musicales e indicar claramente los términos y condiciones para ello.

La nueva propuesta no hace referencia a la cantidad de bultos que pueden llevarse como equipaje de mano, a la espera de que el Tribunal de Justicia de la UE se pronuncie sobre esta cuestión dentro de aproximadamente un año, ni establece puntos concretos en la política de precios, más allá de fomentar la transparencia. EFE

EFE / Bruselas

Herramientas

Videos

multimedia

© Copyright 2012 Prensa Libre. Derechos Reservados.

Se prohibe la reproducción total o parcial de este sitio web sin autorización de Prensa Libre.