Economía

Lentitud en Puerto Santo Tomás atrasa importaciones

A dos meses que la huelga del transporte pesado paralizó el comercio en el país, el sector importador de nuevo sufre retrasos por la verificación de contenedores en las instalaciones de Puerto Santo Tomás de Castilla.

Por Byron Dardón Garzaro

Archivado en:

Comercio Navieras Transporte
Bodega número nueve del Puerto Santo Tomás de Castilla, en Izabal. (Foto Prensa Libre: Dony Stewart)
Bodega número nueve del Puerto Santo Tomás de Castilla, en Izabal. (Foto Prensa Libre: Dony Stewart)

Empresarios del sector importador y transportistas denunciaron esta mañana que desde el 16 de diciembre las revisiones de contenedores en Puerto Santo Tomás de Castilla casi se han paralizado, provocando largas filas de transporte pesado en la bodega de revisiones del recinto portuario.

Héctor Fajardo, directivo de la Federación Centroamericana de Transporte (Fecatrans), informó que se han reportado atrasos "exajerados", lo que provoca que los contenedores requieran entre 9 y 10 días para salir del puerto.

El problema, según Fajardo, es que al momento de que el contenedor llega al sistema de revisión y el "semáforo" asigna selectivo rojo, la carga se envía a una rampa específica, pero se obstaculiza la inspección porque hay entre 30 y 35 automotores en fila.

Se calcula que al día son revisados entre tres y cinco contenedores.

Las razones de este atraso se deben a que según los transportistas, solo se atiende a ciertas horas o que hay asignado personal inexperto.

Mientras tanto, pilotos como transportistas, importadores y agentes de navieras empiezan a inquietarse por el atraso en las entregas.