Economía

Cómo evitar pagar intereses en las tarjetas de crédito

Para evitar el cobro de intereses en las tarjetas de crédito se debe poner atención a la fecha de corte de cada mes, a la fecha de pago y al monto total, que son claves para que no suban los cobros.

Por Rosa María Bolaños

Bien usadas las tarjetas de créditos son unos buenos mecanismos de pago, pero pueden causar problemas financieros personales o familiares si no se sabe usar, indicó el consultor César Tánchez. (Foto, Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Bien usadas las tarjetas de créditos son unos buenos mecanismos de pago, pero pueden causar problemas financieros personales o familiares si no se sabe usar, indicó el consultor César Tánchez. (Foto, Prensa Libre: Hemeroteca PL)

César Tánchez, especialista en finanzas familiares, explica que la fecha de corte da un período de tiempo, en el cual se contabilizan todos los consumos que se hayan efectuado en una tarjeta de crédito. Además no es una fecha fija que va del 1 al 30 de cada mes, sino que la entidad que presta el servicio de tarjeta lo establece de manera diferente, por lo que el usuario debe poner atención a esos plazos.

El consultor ejemplifica que si la fecha de corte es el 15 de cada mes, todo lo que consuma entre el día 16 de un mes hasta el 15 del mes siguiente se contabilizará para cobrarse en el próximo estado de cuenta.

Nueva legislación

  • La Ley de Tarjetas de Crédito fue aprobada por el Congreso en el 2015, se publicó  el 8 de diciembre en el Diario de Centro América y entrará en vigor  el 8 de marzo del 2016.
  • Aquí se incluye topes para los intereses que pueden cobrar los emisores, ya que muchos usuarios y la Diaco se quejaban que las tasas y forma de cobro de intereses eran muy altas. Y también se prohíbe acoso en el cobro.
  • Esa legislación ha generado un pulso entre los emisores que advierten una reducción de beneficios para los tarjetahabientes y los defensores del usuario que apoyan que exista un límite en la tasa de interés.
  • Los comercios comenzaron a recibir a partir de este martes la carta de notificación enviada por Visa Net que pide a las empresas la suspensión "temporal" de todos los programas de cuotas de precio de contado.
  • La misiva señala que a partir del 04 de febrero, esos beneficios ya no serán ofrecidos a los clientes.
  • Los clientes de unos 25 mil comercios dejarían de beneficiarse del sistema de pago a plazos  conocido como Visa en Cuotas, según las estimaciones preliminares de los emisores.
  • Tánchez es consultor en finanzas personales, y autor del del libro Mas rápido y más lejos en sus finanzas.

Entonces una persona  puede aprovechar a financiarse sin cargo de intereses, consumiendo un día después a la fecha de corte, así la compra le llegará cobrada pero hasta el siguiente mes. Eso le daría un periodo de hasta 45 días para pagar. También recomienda pagar el total de la compra antes de la fecha del siguiente periodo.

Fecha de pago

Se debe estar atento a la fecha límite de pago. Todas las emisoras de tarjetas tienen una forma de establecerla pero al igual que la fecha de corte, también varía en cualquier día del mes establecido por la compañía.

Es importante tener en cuenta que esa fecha de pago es movible, ese dato muchos usuarios lo desconocen por lo que hay meses que se les vence el plazo, indicó Tanchez. Pero puede solicitar en atención al cliente el cambio.

En muchos casos, por ejemplo, es el día 20 de un mes, luego al mes siguiente es el día 19, aunque sí hay algunas emisoras que son bien estrictas y dejan una fecha fija del mes.

Aparte, el  problema que tienen muchos usuarios es que en ocasiones el día de corte cae domingo y creen que entonces la fecha se corre para el día hábil, lunes, pero Tánchez advierte que en el caso de tarjetas no se corre, ya que no es como los impuestos de la SAT que se corren al día hábil siguiente.

Por ello, recomienda revisar las fechas en cada Estado de Cuenta. “Si uno no quiere pagar cargos moratorios e intereses, debe ser disciplinado en el pago y fechas” indicó. 

¿Cómo no pagar intereses?

La mejor manera para no pagar intereses por financiamiento es si se paga el 100% del saldo que nos aparece, antes de la fecha límite de pago.

“Eso quiere decir que si el saldo es de Q1 mil pero yo pago Q999.99, aunque deba solo un centavo, me van a cobrar los intereses sobre los Q1 mil, y no solo sobre el centavo que me falto”.

“El uso de una tarjeta de crédito no es un financiamiento sobre totales sino son cantidades absolutas. Es decir, o pago el total que me prestaron o me cobran intereses sobre el total prestado” añadió. 

Es importante que el usuario se dé cuenta del monto que debe pagar para evitar esos casos.

Por ejemplo, si la cantidad a pagar es Q1 mil con 34 centavos, el usuario muchas veces envía el cheque por Q1  mil,  y no le pone atención a los centavos y eso genera intereses. Entonces se debe pagar el monto superior, es decir Q1 mil con un quetzal “para estar seguros que cubre todo el saldo y no hay errores por los centavos”.

Cambios

  • Según la nueva ley, la tasa de interés anual que los emisores apliquen no deberá exceder el doble del último valor correspondiente a la tasa de interés anual activa promedio ponderada del sistema bancario. Según el Banco de Guatemala, la tasa activa total es de 13.12%, con leves variaciones cada mes.
  • Es decir que la tasa anual no debería exceder el 26.24% y por consiguiente la tasa mensual aplicada debería ser 2.18%. En la actualidad, la mayoría de las tarjetas de crédito cobran alrededor del 4% mensual de tasa de interés, algo así como un 48% anual o más.
  • Además, los intereses deberán ser calculados diariamente sobre el monto del capital financiado por los días en que hubiese sido utilizado el crédito después de la fecha límite de pago. Ese cambio también beneficia al consumidor, porque algunas entidades cobran el interés por mes, aunque el pago haya sido antes.
  • Con la nueva Ley, el emisor no podrá realizar ningún cambio al contrato inicial y los intereses  por financiamiento no podrán capitalizarse en ninguna forma.

Atención a los 45 días sin intereses

Algunas tarjetas anuncian que ofrecen 45 días sin intereses. Sin embargo en estos casos ese plazo no corre a partir de la fecha de compra, como creen muchos usuarios,  sino que corre a partir de la fecha de corte.

Un caso en que la fecha de corte es el 10 de un mes y la fecha límite de pago es el 25. Si el usuario consumió en el último día de corte, solo se financió 15 días, pero si compra un día después del corte, ese pago lo tendrá que hacer pero hasta el 25 del próximo mes, y de ahí es donde surgen los 45 días que mencionan las tarjetas.

“Hay que recalcar que los 45 días que mencionan no es a partir de la fecha de compra, sino de la fecha de corte”. Si la compra la hace dos días después del corte, entonces ya no le financiarán 45 días sino 44, y así se reduce el plazo conforme pasen los días.

Otros consejos:

  1. La mejor forma de usar la tarjeta de crédito es como una forma de pago total de los gastos.
  2. Si es necesario utilizarla como crédito, existen los extrafinanciamientos que ellos mismos proporcionan y que tienen tasas de interés menores a la tasa regular corriente que cobran por usos de consumo.
  3. No usar la tarjeta para consumo, sino solo para emergencias. Habrá una tasa de interés pero la compra justifica el pago de interés.
  4. Si es para algo costoso o de lujo  y que quiere financiarlo valdría la pena hacerlo con las visacuotas, que ahora ya anunciaron que las eliminarán.
  5. Algunos emisores cuando ven que han gastado bastante dinero, convocan al cliente para reacomodarle el financiamiento a otro plazo a una tasa menor. Si este es el caso vale la pena hacerlo. 
  6. Una tarjeta de crédito bien utilizada es un excelente instrumento financiero; sin embargo usándolo mal, como una forma de financiamiento cotidiano, violentando las fechas de pago o todo lo que implique el mal uso, puede atraer problemas a la economía familiar.
  7. En el caso de solicitar tarjetas adicionales se dan sin costo, normalmente para darlas a familiares, pero se recomienda que  se dé una tarjeta con límite específico y no por el límite de crédito total que tiene el usuario propietario de la tarjeta.