Economía

Energuate suspende servicio por elevada deuda

Energuate ha desconectado desde julio el servicio de energía para alumbrado público, en forma parcial, a cuatro municipios, debido a la acumulación de facturas sin pagar y que ascienden a Q9.4 millones.

Por Rosa María Bolaños, Eduardo Sam y Víctor Gómez

empresa distribuidora ha desconectado lámparas del alumbrado público en cuatro municipios, debido a la falta de pago.
empresa distribuidora ha desconectado lámparas del alumbrado público en cuatro municipios, debido a la falta de pago.

Según datos de esa empresa, 37 municipios le adeudan alrededor de Q100 millones por la electricidad que les provee para alumbrado público.

El caso más reciente de suspensión fue el jueves 25 de agosto en Gualán, Zacapa, al cual se le desconectaron 16 de 1 mil 224 lámparas.

El municipio tiene 24 facturas pendientes de pago, que suman Q5 millones 135 mil 483.99, informó Maynor Amézquita, vocero de Energuate.

Las lámparas desconectadas están ubicadas en áreas rurales, porque el área urbana la atiende la empresa eléctrica municipal del lugar.

Agregó que la firma se reunió el 24 de agosto con el Concejo de esa municipalidad, pero no le dieron la oportunidad de ofrecerles un convenio de pago.

Reacción

  • Alfredo Ortega, alcalde de Gualán, dijo que la deuda es de los usuarios hacia Energuate pero que ahora esa empresa quiere que los pagos sean por medio de la comuna.
  • “Estamos pidiendo a esa institución un desplegado de cuenta de 10 años, donde haga constar que esta es la deuda, estamos tratando de buscar una solución, para que todo este como antes en esta aldea”.

Ese mismo día también hubo un corte parcial en Panzós, Alta Verpaz, por 23 facturas pendientes de pago que suman Q2 millones 191 mil 622.94.

En este caso se desconectaron 27 de las 636 lámparas, se informó.

En julio se tomó esa misma medida en El Quetzal y La Reforma, San Marcos. Estos adeudan, respectivamente, ocho facturas por Q1 millón 167 mil 433.41. y nueve facturas por Q948 mil 306.60, indicó la firma.

El corte del servicio en El Quetzal fue de 27 lámparas de las 916 que posee, y La Reforma, 22 de 671.

A los tres últimos lugares se les ofreció un convenio de pago, pero a fecha no se ha efectuado, indicó Amézquita.

La medida se basa en el artículo 50 de la Ley General de Electricidad y numeral 18 y resoluciones de la Comisión Nacional de Energía Eléctrica. Esta permite la desconexión del servicio al acumularse dos facturas sin pago.