Economía

Emprendedor de comida peruana destaca en Guatemala

Peruano de nacimiento, contador público de profesión, guatemalteco por elección y amante de la cocina por decisión.

Por Natiana Gándara

Raúl Valdivia logró uno de sus sueños: abrir su propio restaurante. (Foto Prensa Libre: Álvaro Interiano)
Raúl Valdivia logró uno de sus sueños: abrir su propio restaurante. (Foto Prensa Libre: Álvaro Interiano)

Aunque esos son sus datos generales a Raúl Valdivia Guerrero lo que lo caracteriza, según dice, es su amor y gusto por vivir en Guatemala, país que le abrió las puertas hace 22 años.

Durante esa época se dedicó a trabajar en el área de alimentación industrial como apoyo en la administración y manejo de cafeterías dentro de grandes empresas.

Pero su gusto y pasión por la cocina lo llevaron a cumplir uno de sus mayores sueños: abrir su propio restaurante.

Junto con su esposa, la guatemalteca Aline Monzón, decidieron invertir capital y después de meses de esfuerzo y trabajo abrieron el restaurante Taipá ubicado en la 6ta. Calle 5-40 Zona 9.

La palabra Taipá es una expresión coloquial peruana. “Quizá ya esté catalogada como peruanismo, y significa servir bien, bastante, abundante, en un restaurante de cinco tenedores o uno sencillo", explica Valdivia.



La papa  es la base de varias comidas peruanas como la causa rellena.
La papa es la base de varias comidas peruanas como la causa rellena.


Carnes al cilindro

En el restaurante Taipá, la preparación de las carnes es “al cilindro”. La técnica se aplica para todo tipo de carne, ya sea roja o blanca —res, pollo, cerdo, pescado y mariscos— que se acomoda en un cilindro y se cocina al calor del fuego, que puede ser con carbón o leño de encino —ahumado—. Todo esto, dice Valdivia, de forma sana y sin grasa.

“Se puede cocinar de todo en un cilindro, pero los tiempos deben ser exactos y precisos”, comenta el emprendedor.

Q40 y Q60

  • Comida internacional
  • En Taipá ofrece platillos a precios accesibles. Atienden de lunes a sábado de 7 a 17 horas.
  • Tiene combos para llevar, como los pollos enteros, que incluye una guarnición, ensalada, pan y gaseosa por Q100.
  • Es el costo de los platillos para comer en el restaurante que incluyen una guarnición, ensalada, pan y refresco natural.

Un pollo entero, dice, puede tardar una hora y media aproximadamente en estar listo, mientras unos langostinos necesitan unos 15 minutos.

La mayoría de ingredientes que utilizan para preparar los platillos son importados, pues ciertas especies, condimentos y semillas no se encuentran en el país.

Valdivia relata que aprendió la técnica culinaria solo con haber visto videos tutoriales, fotografías y recetas que utilizaban el cilindro como herramienta de cocción.

El menú del restaurante Taipá incluye al menos 10 comidas peruanas y la preparación de las cinco carnes en cilindro.

“Los platillos preparados por un peruano llevan lo mejor de cada persona y la diversidad de sabores los caracteriza”, expresa Valdivia.

Algunas de las comidas que se sirven en Taipá son: el lomo saltado, el ceviche peruano, la causa rellena, los anticuchos, la papa a la huancaína, entre otras.

Repetir modelo

El próximo proyecto de los esposos Valdivia Monzón es poder multiplicar el modelo del cilindro a comunidades de la provincia donde utilicen leña.

La materia prima que utiliza el cilindro es carbón y con Q8 aproximadamente puede preparar varias carnes al mismo tiempo.



Cinco opciones de carne se pueden solicitar con el método al cilindro.
Cinco opciones de carne se pueden solicitar con el método al cilindro.


“Queremos trasladar los conocimientos a las personas de la provincia y lo mejor es poder compartirlo con personas que lo necesitan; el ahorro es significativo”, señala Valdivia.

Los emprendedores cuentan con el apoyo de dos colaboradoras quienes ayudan en la elaboración y preparación de las comidas.