Economía

"El consumidor es quien decide"

Sandro de Assis es el ejecutivo que ha abierto brecha en el mercado cervecero nacional. De Assis es el director general de Ambev Centroamérica y afirma con convicción que “soñar en grande cuesta el mismo esfuerzo que soñar pequeño, por eso hay que soñar a lo grande. Nada es imposible con planificación y enfoque”.

Por Natiana Gándara / Guatemala

Sandro Freitas de Assis es el director general de Ambev Centroamérica, posee 19 años de experiencia dentro de la compañía. (Foto Prensa Libre: Carlos Hernández)
Sandro Freitas de Assis es el director general de Ambev Centroamérica, posee 19 años de experiencia dentro de la compañía. (Foto Prensa Libre: Carlos Hernández)

El ejecutivo llegó a Guatemala en el 2013 y desde ese entonces se declara admirador del guatemalteco por ser apasionado y luchador.

De hecho, cuenta, que algunos de ellos están ubicados en operaciones en Nueva York, República Dominicana, y México.

De esa misma manera, califica al consumidor, a quien define como uno de los más exigentes, pero asegura que han logrado cautivar un buen segmento del mercado nacional.

Movedor de piezas

Como en el ajedrez, en el que de vez en cuando se distrae jugando, así es como De Assis mueve las piezas para alcanzar buenos resultados en un mercado en el que, asegura, tuvieron que abrir brecha, al enfrentarse con un grande de las cervezas.

Consejos para ejecutivos

Para De Assis estas son algunas de las claves para el éxito.

1Nunca desistir, si encuentra obstáculos debe recordar todo lo bueno que hizo y proponer soluciones.

2Crecer de la forma correcta. Es fundamental cumplir con las reglas de cada país, el crecimiento vendrá por añadidura cuando se hacen las cosas bien.

3Confiar y conocer bien a su equipo de trabajo, mantener una comunicación constante y fluida.

“La competencia en el mercado de cerveza es muy reñida, no lo vamos a negar, pero estamos convencidos que el consumidor agradece el poder contar con varias opciones, y elegir la bebida con la que mejor se identifique”, expresa.

Para llegar a esto, el ejecutivo afirma que desde un inicio, Ambev estableció una alianza estratégica con CBC, la cual dio lugar a la instalación de una de las plantas cerveceras más grandes de la región, ubicada en Teculután, Zacapa, donde se empezó a producir la marca Brahva.

Comenta que sin la alianza hubiera sido difícil lograrlo, ya que esto los orientó en cuanto a mejorar procesos, conocimientos y mejores prácticas de gestión. Esto, asegura, ha permitido un crecimiento mutuo y balanceado.

Según De Assis, con el nacimiento de Ambev Centroamérica, hace 14 años, los consumidores de la región se beneficiaron de un mercado cervecero con mayores opciones de consumo, mejores precios e innovaciones.

“El consumidor es el jefe. Estamos cerca de los consumidores, de manera constante realizamos estudios y analizamos comportamientos para fortalecer las marcas”, refiere.

En este punto destaca la excelente distribución de CBC, la cual ha permitido que los productos de Ambev lleguen a decenas de puntos de venta a escala nacional.

El canal tradicional está bien atendido con promociones que son atractivas para el consumidor final.

“Era muy arriesgado apostar a una sola marca, debíamos tener otras opciones”, comenta el ejecutivo al mencionar otra de la visiones que desarrolló desde la entrada de la marca.

“Soy apasionado de la cultura organizacional de Ambev, me inspiro todos los días en cómo fue que surgió la compañía”.

Sandro Freitas de Assis,

director general de Ambev, Centroamérica

Además de su marca insignia Brahva, Ambev aglomera a otras 15 de cervezas que integran el portafolio global de AB Inbev.

Reconocimiento

Recientemente, la planta de producción de Cerveza Brahva, en Teculután, Zacapa, fue reconocida con el “Brewmaster Cup”, un premio que entrega AB Inbev cada seis meses.

Este es el más alto reconocimiento que hace la compañía dentro de sus más de 40 plantas de producción de toda Latinoamérica, para destacar al equipo que ejecuta con mayor precisión todos sus estándares de calidad.

En el proceso de manufactura, cada fábrica recibe una puntuación por parte de degustadores y maestros cerveceros del Centro de Excelencia en Sao Paulo, Brasil, y Guatemala se mantuvo durante los últimos 12 meses con la mayor calificación en cada uno de los atributos evaluados.

“Mover las piezas y colocarlas de manera que todo fluya en armonía, no es sencillo, pero nos caracterizamos por buscar la excelencia creando equipos colaborativos y altamente competitivos”.

De Assis refiere que en este momento la compañía se encuentra en un punto de madurez y de crecimiento. El mercado cervecero en Guatemala y el resto de Centroamérica aún tiene potencial porque su demografía así lo permite.

“El consumo per capita para la población en edad legal de consumir —cerveza— se ha duplicado en el país en los últimos cuatro años”, indica el ejecutivo.

Esto, dice, es el paso para crear mayores oportunidades a futuro.