Economía

Expertos economistas declinan su participación en comisión para la SAT

Los tres expertos economistas convocados por el presidente Otto Pérez Molina para integrar una comisión de acompañamiento para mejorar la SAT declinaron su participación y dejaron en manos del Icefi la elaboración de un proyecto para mejorar ese ente estatal.

Por Rosa María Bolaños

El Presidente Otto Pérez Molina, se reunió a puerta cerrada el 29 de abril con integrantes del G40 conformado por expertos en economía y finanzas. (Foto: Hemeroteca PL)
El Presidente Otto Pérez Molina, se reunió a puerta cerrada el 29 de abril con integrantes del G40 conformado por expertos en economía y finanzas. (Foto: Hemeroteca PL)

Raquel Zelaya, quien fue una de las convocadas, declaró a Prensa Libre que tanto ella como Mario García Lara y Richard Aitkenhead decidieron declinar, aunque originalmente habían aceptado participar.

Su postura la trasladaron el viernes al mandatario y al ministro de Finanzas Dorval Carías, agregó.

La experta mencionó que, al ser convocados, “lo consideramos un riesgo político, pero se puso la consideración de un aporte técnico para un tema que los vemos importante en la coyuntura”, comentó.

Agregó que los tres expertos tomaron la decisión de no participar al observar dos aspectos. Uno de estos es que “hubo una percepción de politización del sentido de la comisión”.

El otro punto, dijo, fue la postura sumida por el otro experto convocado, Juan Alberto Fuentes Knight, quien brindó una conferencia de prensa con el Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales (Icefi) indicando que no aceptaría.

Zelaya explicó que les sorprendió la postura de Fuentes porque ya “habían intercambiado informalmente alguna opinión sobre la posibilidad de incorporarse” pero, según Zelaya, él no les avisó al respecto de su decisión.

“Consideramos que en la coyuntura lo más conveniente para que el proyecto pueda elaborarse conforme la metodología planteada por Icefi, era nuestra declinación” así como para evitar la politización y la confrontación, agregó Zelaya.

Ahora se espera que el Icefi se comprometa públicamente con una iniciativa por lo que “sí esperaríamos que puedan, en un tiempo perentorio, presentarla; el país lo necesita, deseamos que lo logren”, añadió.

“Nosotros declinamos en aras de que ojalá pronto haya un proyecto bien elaborado que reforme la SAT. No queríamos convertirnos en un proyecto al cual se le iba a juzgar con calificativos que a nuestro juicio no correspondían al compromiso ciudadano que podíamos tener con nuestro país, alejados de todo protagonismo, sin acuerdo gubernativo de creación, sin conferencias de prensa, sino un apoyo técnico, así lo entendimos y así se nos solicitó”, mencionó la experta.

Respecto al posible llamado de María Antonieta del Cid de Bonilla, exministra de Finanzas y expresidenta del Banco de Guatemala, Zelaya dijo que no tuvo comunicación con ella respecto de si fue convocada y qué decisión tomaría.

Pérez Molina convocó la semana pasada a dos comisiones, una que revise y mejore los procesos en la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT) y otra que de acompañamiento a las compras del Estado.

La decisión la tomó en medio de una crisis por la existencia de una estructura de funcionarios de su gobierno, que junto a otros grupos se dedicaba a la defraudación fiscal.