Economía

El euro desaparecerá, según Marine Le Pen

En medio de tensiones entre Holanda y Turquía y el comienzo del brexit en el Reino Unido surge la polémica sobre el euro de la ultraderechista Le Pen.

Por París/EFE

Marine Le Pen apuesta por una moneda nacional en Francia. (Foto Prensa Libre: AFP)
Marine Le Pen apuesta por una moneda nacional en Francia. (Foto Prensa Libre: AFP)

La candidata de la extrema derecha a las presidenciales francesas, Marine Le Pen, negó este lunes el impacto negativo de una salida del euro, que ella propone para Francia, y dijo que en ese caso otros países también lo abandonarían y la moneda única desaparecería.

Si Francia restablece una moneda nacional, no será la única, señaló Le Pen en una entrevista a la emisora de radio France Info, en la que se refirió a los casos de Grecia -que se está muriendo- o de Italia.

Consideró que si Francia restablece la moneda nacional, el euro dejará de existir y, por tanto, los efectos de empobrecimiento que auguran muchos expertos no se cumplirán.

De hecho, la presidenta del Frente Nacional (FN) cargó contra lo que llamó el concierto de los expertos, el mismo que explicaba que sería un drama si los británicos votaban salir de Europa. A su juicio, muchas de sus predicciones son mentiras absolutas.

“Si Francia restablece una moneda nacional, no será la única”. Marine Le Pen.

Sobre todo, insistió en que el euro es una moneda que defiende los intereses de las multinacionales, mientras que ella está para defender los intereses del pueblo.

Le Pen denunció que los periodistas están hipnotizados por la figura del candidato socio-liberal Emmanuel Macron, al que las últimas encuestas presentan como el favorito de las presidenciales, y se quejó de que no ha habido investigaciones a fondo sobre su gestión cuando era ministro de Economía, y en particular sobre algunos asuntos.

Señaló que la forma en que gestionó la venta de Alstom, de Technip o de SFR plantea muchas cuestiones, entre ellas si defendía intereses particulares".

Preguntada sobre si estaba sugiriendo que hubo comportamientos de corrupción, la líder de la extrema derecha habló de "amiguismo".