Economía

Vehículos utilizan aceite usado de comedores para circular

Ante los resultados positivos que dejó el plan piloto que recicló aceite de cocina para convertirlo en biodiésel, probado en cinco vehículos, el proyecto será permanente y se ampliará a un número mayor de automotores para que utilicen la mezcla.

Por Rosa María Bolaños

Uso de aceite genera buenos resultados para reducir emisiones de gases de efecto invernadero y evitar que aceite sea tirado a los desagües. (Foto, Prensa Libre: Eegsa).
Uso de aceite genera buenos resultados para reducir emisiones de gases de efecto invernadero y evitar que aceite sea tirado a los desagües. (Foto, Prensa Libre: Eegsa).

Las pruebas del proyecto Reciclaceite comenzaron en abril del año pasado en cinco vehículos de la Empresa Eléctrica de Guaemala, S. A. (Eegsa) y de la municipalidad capitalina. Para este año se espera llegar a ocho unidades.

Para el plan piloto se recopilaron 3 mil litros utilizados en los comedores de los mercados, restaurantes y hoteles, y se lograron producir, por la Universidad del Valle de Guatemala, dos mil litros de biodiésel, dijo María Avendaño, directora de Medio Ambiente de la comuna.

Según los resultados, se demostró que el uso de la mezcla redujo en promedio hasta 70% las emisiones de monóxido de carbono, 25% las emisiones de monóxido de nitrógeno y 50% las de dióxido de nitrógeno. Debido al éxito del proyecto, la municipalidad comenzará los estudios para instalar su propia planta de producción de biodiésel, la cual esperan concretar el próximo año, informó la funcionaria.

Aparte de los entes mencionados el proyecto tiene el apoyo de Fundación Solar, Organización de Estados Americanos (OEA) y Asociación de Combustibles Renovables (ACR).

En más detalles se informo que los análisis realizados por la universidad acerca  de las emisiones de los vehículos participantes en el plan piloto demostraron que con el uso de la mezcla B25 se redujo  hasta 70% en promedio, las emisiones de monóxido de carbono (CO), en 25% las emisiones de monóxido  de nitrógeno (NO) y 50% las de dióxido de nitrógeno (NO2) indicaron las entidades en un comunnicado.

"El uso de B25 permitirá reducir las emisiones de monóxido de carbono (CO) hasta en un 40% en el aire de la ciudad, contaminación que se produce, en su mayoría, por el transporte y que actualmente ya sobrepasa los límites de referencia sugeridos por la Organización Mundial del la Salud (OMS)" se agregó. 

Además se menciona que contribuye con la reducción de la contaminación del agua ya que apróximadamente 21 mil millones de litros de aceite se derraman cada año en los desagües de la ciudad.