Voz Comercial

Michelada tropical

Pocas bebidas son más refrescantes que una michelada tropical. Sorprende a tus invitados con esta mezcla de sabores que los hará sentir como en las playas del Caribe.

Por Redacción Comercial

Sigue los siguientes pasos para preparar la mejor michelada de la temporada.

Ingredientes:

1 mango Tommy

¼ piña

½ limón

Salsa Chamoy al gusto

Chile cobanero en polvo

1 cerveza Modelo Especial

Preparación:

Picar el mango, la piña y colocar en la licuadora. Agregar el jugo de medio limón y licuar hasta obtener una mezcla homogénea. Escarcha un vaso cervecero con Chamoy y chile cobanero en polvo. Verter la mezcla de la licuadora en el vaso o tarro. Agregar cerveza Modelo Especial. Decorar con una rodaja de limón.

El amor por las micheladas es un gusto que debe cultivarse con dedicación. La receta es lo de menos. Tropical, con jengibre, en honor a un rico bloody mary o como sea que prefieras degustarla.  Hazlo con medida y no olvides acompañarlas con exquisitas boquitas.

Y si te sobraron pedazos de mango Tommy, te dejamos la siguiente receta de boquitas que puedes preparar para acompañar esta rica michelada:

Tacos de mango y frijoles

Ingredientes:

2 mangos Tommy partidos en cuadros

½ cebolla morada picada

1 chile pimiento rojo

1 limón

Cilantro picado

2 aguacates picados en cuadros

1 lata mediana de frijoles negros enteros

Sal al gusto

12 tortillas de maíz

Salsa picante al gusto

Preparación:

En un plato hondo o bowl, colocar el mango, la cebolla morada, cuadros de chile pimiento, jugo de limón, cilantro, aguacate y frijoles negros. Mezclar todo homogéneamente. Agregar la sal y ajustar la sazón al gusto. Calentar las tortillas y colocar media taza de la mezcla en cada una. Servir dobladas y con salsa picante al gusto.

¿Cómo escoger un buen mango Tommy?

• Debe ser gordo y redondo en especial en el área del tallo.

• Debe estar blando al tacto pero no tanto como para atravesar la cáscara con el dedo.

• Al olerlo a la altura del tallo, debe oler fuerte y dulce. Si huele ácido es señal que ya está pasado o demasiado maduro.

• El color de la cáscara es rojo obscuro con tonos verdes, anaranjados y amarillos. Su color no varía al estar maduro por lo que tendrás que saber elegirlo por medio de su consistencia y olor.

Si quieres conocer otras recetas visita http://www.saboresmodelo.com.gt/