Fútbol Internacional

Alemania construyó su propio lugar de concentración en Brasil

Alemania no solo se llevó el trofeo más codiciado por todas las selecciones a nivel mundial, si no dejó un legado en la población de Santo André, un complejo deportivo donde fue su búnker durante el evento de Brasil 2014.

Por POR REDACCIÓN DEPORTES

<p>Vista aérea del complejo deportivo que construyó Alemania para su estadía durante el Mundial de Brasil 2014.</p>
Vista aérea del complejo deportivo que construyó Alemania para su estadía durante el Mundial de Brasil 2014.

La Federación Alemana de Futbol, aceptó la propuesta del entrenador Joachim Löw, de construir un lugar que tuviera la tranquilidad para todos los integrantes de la selección teutona, además de evitar que fueran espiados durante su estadía en el país sudamericano.

Löw quería instalaciones en las que pudiera trabajar sin ser de manera libremente, sin esconderse y con la máxima tranquilidad. A 30 kilómetros de Porto Seguro, en la costa atlántica brasileña, encontraron 15 mil metros cuadrados donde construir un complejo hotelero y un campo de fútbol para entrenar.

Todo esto fue costeado por Federación Alemana y de sus patrocinadores. Desde mediados de 2013, aquellos metros cuadrados ya tenían un nombre: Campo Bahía, sede de la nueva campeona del Mundo. Dicho lugar tiene 14 viviendas de dos plantas, edificios administrativos, gimnasio, piscinas, campo de fútbol y 65 habitaciones y hasta un pequeño aeropuerto a 30 kilómetros que les permitió volar hasta Fortaleza, Recife y Salvador de Bahía, lugar de sus tres primeros encuentros de este Mundial.

Después de tener la idea plasmada en papel, la Fifa auotrizó y los alemanes hablaron con el gobierno estatal, que al conocer la obra y el destino final del complejo, firmó las licencias rápidamente.

Ahora Campo Bahía pasará a ser propiedad del pequeño pueblo de Santo André. Sus habitantes trabajaron durante el Mundial como únicos empleados y al servicio de la Federación Alemana. Como premio recibirán un resort al lado de la playa que deberán gestionar en beneficio propio del pueblo indígena de aquella zona. Además, los jugadores les han donado 10 mil euros para la compra de una ambulancia para los servicios que necesiten las aldeas de los alrededores. Una parte del complejo a partir de ahora será utilizado como escuela para los hijos de los habitantes más pobres de la zona.

Además de ser la primera selección europea en ganar el título en tierras americanas, Alemania también pasará a la historia por construirse su propio lugar de concentración, que dejará una huella imborrable para toda la región de Porto Seguro y en especial para Santo André. No es descartable que cambie de nombre para ‘germanizarlo’ y se llame Heirliger Andreas.

Con información de sportyou.es