Sobrevivientes de masacre de Chichupac testifican ante la Corte IDH

Un grupo de sobrevivientes de una masacre ocurrida durante el conflicto armado en la comunidad Chichupac, Rabinal, Baja Verapaz, informaron que brindan sus testimonios ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH), para esclarecer lo ocurrido en enero de 1982.

Por Carlos Grave / Baja Verapaz

Jesús Tecú, junto a sobrevivientes de la masacre de Chichupac, Rabinal, Baja Verapaz. (Foto Prensa Libre: Carlos Grave)
Jesús Tecú, junto a sobrevivientes de la masacre de Chichupac, Rabinal, Baja Verapaz. (Foto Prensa Libre: Carlos Grave)

Jesús Tecú, presidente del Bufete Jurídico Popular de Rabinal, dijo que este jueves y viernes se efectuará la audiencia en la referida institución, con sede en Costa Rica.

“Debido a la falta de acción, buscamos justicia afuera de las fronteras de  Guatemala, porque aquí  no hay condiciones para hacer justicia”, aseguró Tecú, quien añadió que en el 2007 buscaron que se investigara el caso pero no obtuvieron resultados.

Los sobrevivientes indicaron que en la masacre murieron 32 personas; además, señalan como presuntos responsables al Ejército de Guatemala y a expatrulleros de autodefensa civil.

“Esperamos que la Corte realice una condena contra el Estado, por haber negado el acceso a la Justicia desde 1999”, dijo Ana Calat, una de las sobrevivientes y quien interpuso una denuncia en Guatemala para que se investigara el caso.

Calat relató que el día de la masacre, los pobladores de la aldea Chichupac fueron citados por soldados al centro comunal, debido a una celebración de Año Nuevo. 

“Yo le dije a mi esposo que fuera, yo no tenía ganas de ir; sin embargo, mandaron a traerme”, dijo Calat, quien añadió que fue la última vez que  vio a su pareja, ya que junto a otros 30 hombres fue torturado.





Paulina Alvarado, otra de las personas que presentará su testimonio, dijo que espera que por medio de organizaciones internacionales se haga justicia y se halle a los responsables de la masacre.

“Por  el daño que nos hicieron, esperamos que las leyes internacionales obliguen al Estado de Guatemala a cumplir con la justicia”, agregó Alvarado.