Pobladores celebran  a Maximón en San Andrés Itzapa

Devotos de Maximón se dirigieron cita este miércoles a San Andrés Itzapa, Chimaltenango, donde se llevan a cabo diversas actividades en honor de la imagen, a la cual visitantes aprovechan para pedirle que les brinde prosperidad.

Por José Rosales / Chimaltenango

Devotos visitan a Maximón, en San Andrés Iztapa, Chimaltenango, durante la celebración de su día. (Foto Prensa Libre: José Rosales)
Devotos visitan a Maximón, en San Andrés Iztapa, Chimaltenango, durante la celebración de su día. (Foto Prensa Libre: José Rosales)

Fratty González, guía espiritual del referido municipio, dijo que unos 15 mil turistas, entre nacionales y extranjeros son atraídos cada 28 de octubre para venerar  y  agradecer los favores que han recibido de la imagen. 

“Maximón es muy generoso con nosotros, razón por la cual le damos todo lo que podemos. Este día, algunos de los visitantes le piden que les regale amor, dinero, prosperidad y salud, pero otros requieren dar castigo a quienes les han hecho algún daño”, refirió González.

Historia

Macario Hernández, otro guía espiritual, dijo que se desconoce la fecha exacta en la que la imagen fue llevada  a esa población, ya que algunos vecinos comentan que en 1800 ya era venerada e inclusive era resguardada en la iglesia católica.

Algunos ancianos narran que Maximón era exhibido cada sábado en el parque de esta localidad, para dar suerte a las personas que participaban en juegos de azar, pero quien ganaba tenia que ofrendar cigarrillos, licor o dinero en efectivo.

“Cuando líderes de la iglesia expulsaron la imagen del templo, los integrantes de su cofradía le construyeron una capilla, a pocas cuadras del centro urbano de San Andrés Itzapa”, explicó Hernández.

Amanda Pérez, una visitante, expresó que viajó desde  la capital  par visitar a la imagen, la que según ella, le otorga todo que le pide, una vez se le pida con fe. “Mi negocio y mi vida ha mejorado considerablemente”, dijo Pérez.

Los favores que él me ha dado  con mis hijos, es lo que me obliga a viajar para verlo, tengo 10 años de venir cada 28 de octubre, su veneración surgió del sincretismo de la religión católica de los españoles con los indígenas guatemaltecos en la época colonial, añadió Pérez.