Tres niños quedan en la orfandad por ataque armado

Dos sujetos que se hacían pasar por pasajeros de un microbús en Chiquimula, le causaron la muerte al ayudante, quien dejó en la orfandad a tres niños.

Por Edwin Paxtor / Chiquimula

Vecinos de Chiquimula se acercan al lugar donde fue ultimado el ayudante de un microbús. (Foto Prensa Libre: Edwin Paxtor)
Vecinos de Chiquimula se acercan al lugar donde fue ultimado el ayudante de un microbús. (Foto Prensa Libre: Edwin Paxtor)

El hecho ocurrió este miércoles en la cabecera de Chiquimula, cuando dos personas que viajaban como pasajeros se bajaron del transporte y le dispararon de forma directa a Wilder Alberto Ramírez, de 24 años, quien murió en el lugar.

El piloto de la unidad, que cubre la ruta entre la referida localidad y Esquipulas, informó que los sujetos indicaron que se bajarían al llegar a la cabecera, donde cometieron el ataque armado. 

El conductor añadió que desde hace unos días algunos pilotos recibieron teléfonos móviles enviados por delincuentes y que este miércoles recibieron una llamada para decirles que tenían planeado un ataque, debido al impago de la extorsión.

“Creímos que no se daría, pero lamentamos la muerte del Niño, como le decíamos a nuestro compañero Wilder”, relató el piloto.

Capturas

Agentes de la Policía Nacional Civil (PNC) fueron alertados de lo que ocurría y por medio de denuncias de vecinos persiguieron a dos presuntos responsables del ataque, a quienes capturaron y trasladaron a una subestación.

Yuri Ramírez Gonzales, subcomisario de la PNC en Chiquimula, dijo que los presuntos atacantes son menores, por lo que no se puede revelar su identidad.

Un grupo de pobladores enardecidos pedía que los capturados fueran entregados, con el objetivo de agredirlos y quemarlos; sin embargo, agentes de la PNC controlaron la situación y dispersaron a los inconformes.



Agentes de la PNC resguardan el lugar donde un ayudante de microbús murió baleado, en la cabecera de Chiquimula. (Foto Prensa Libre: Edwin Paxtor)
Agentes de la PNC resguardan el lugar donde un ayudante de microbús murió baleado, en la cabecera de Chiquimula. (Foto Prensa Libre: Edwin Paxtor)


Huérfanos

Familiares de la víctima indicaron que Ramírez tenía seis años de laborar como ayudante y junto a su cónyuge tenía a su cargo la crianza de tres hijos menores.

Agregaron que es necesario que las autoridades investiguen y que implementen medidas contra los delincuentes que operan en el sector, pues se informó que algunos trabajadores de buses renunciaron este miércoles por miedo a ser atacados.