Comunitario

Estudian a distancia por extorsiones

El objetivo es que los estudiantes de cuatro escuelas de Jocotales no sean afectados por las extorsiones.

Por Byron Vásquez

Varios locales del mercado de Jocotales, Chinautla han cerrado debido a las extorsiones. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Varios locales del mercado de Jocotales, Chinautla han cerrado debido a las extorsiones. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Con la finalidad de que los estudiantes de los centros escolares de Jocotales, Chinautla, quienes son víctimas de extorsión, concluyan el ciclo lectivo, el Ministerio de Educación busca implementar como opción, el sistema de clases a distancia.

Óscar Hugo López, ministro de Educación, detalló    a Prensa Libre, vía telefónica, que las acciones de los extorsionistas en Jocotales han generado temor en la población, y eso ha llevado a que los progenitores tomen la decisión de retirar a sus hijos de los centros educativos.

A raíz de esa situación instruyó a la Dirección Departamental Norte para que elabore un plan emergente que permita a los estudiantes continuar con sus clases. Indicó que puede ser a distancia o bien un mecanismo para asignar tareas.

Otra de las acciones incluye facilitar a los estudiantes su traslado a otras escuelas.

“Ya dí las instrucciones para que le den seguimiento al tema y que se garantice a los niños la posibilidad de ser aceptados en otras escuelas, en caso que  no deseen seguir ahí”, señaló el ministro.

También mencionó que recientemente se lanzó la aplicación Vozapp, para que maestros, familiares de estudiantes víctimas y amigos de los escolares puedan hacer las denuncias de violencia dentro de las escuelas o de situaciones de riesgo, y así crear una alerta temprana.

Seguridad

López indicó que ha solicitado al ministro de Gobernación, Francisco Rivas, que se implemente en el municipio el programa Escuelas Seguras.

“He llamado al ministro de Gobernación para que nos apoye con colocar un contingente que brinde seguridad en los alrededores de las escuelas, para la protección de los niños y maestros”, expuso López.

El jueves último, este periódico constató la presencia de agentes de la Policía Nacional Civil y del Ejército, quienes custodian las escuelas Rubén Darío, Marta Bolaños de Prado, Tecún Umán y Número 68 Silvia Sarti de Andrade.