Comunitario

Solo Guatemala permite matrimonios con menores de 14 años

Guatemala ocupa el quinto puesto en Latinoamérica por la cantidad de matrimonios de mujeres menores de edad que se efectúan y es el único país de Centroamérica en donde la legislación permite que una menor de 14 años se case.

Por Andrea Orozco

Los matrimonios de niñas y adolescentes hacen más propensos los embarazos tempranos y contínuos. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Los matrimonios de niñas y adolescentes hacen más propensos los embarazos tempranos y contínuos. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

La Mesa a Favor de las Niñas, integrada por organizaciones nacionales  e internacionales como OnuMujeres, Save the Children, el Fondo de Población de las Naciones Unidas, Aprofam y El Refugio de la Niñez, solicitó este viernes que el Congreso apruebe una ley para elevar la edad legal del matrimonio a los 18 años.

María Machicado, representante de OnuMujeres en el país cuestionó que la legislación guatemalteca no permite a una mujer menor de 18 años votar, pero si le permite contraer matrimonio, una decisión que requiere la madurez que no se tiene en la adolescencia.

Por su parte, Leonel Dubón, del Refugio de la Niñez, aseguró que la mayoría de matrimonios se efectúa de manera forzada y por servilismo; generalmente con hombres que duplican o triplican la edad de la mujer.

Según las cifras oficiales presentadas por la Mesa a Favor de las Niñas, en el 2013 se registraron mil 15 matrimonios de niñas menores de 14 años, pero esta no incluye las uniones de hecho; además, entre el 2009, cuando se aprobó la Ley Contra la Violencia Sexual, Explotación y Trata de Personas, y el 2012 hubo 80 mil 151 casamientos de mujeres menores de 18 años.

Aunque el Código Civil de Guatemala permite los matrimonios en menores de 14 años con el consentimiento de los padres, los integrantes de la mesa aseguraron que esta decisión perjudica a la niña, pues se le niega el derecho a un desarrollo pleno y se pone en peligro su salud.

Según la más reciente encuesta de Salud Materno Infantil, efectuada en el 2008, reveló que el 30 por ciento de mujeres casadas lo hizo antes de cumplir la mayoría de edad.

“Al fijar los 18 años como edad mínima se establece un objetivo y garantiza que las niñas, niños y adolescentes sean capaces de dar su consentimiento pleno y libre, y que contarán con el nivel de madurez necesaria antes de contraer matrimonio”, señala la mesa.