Comunitario

País participa en sondeo global de calidad educativa

Se encuentra en fase piloto la implementación del Programa para la Evaluación Internacional de los Estudiantes (Pisa), en el que participan 70 países, con el fin de establecer una medición objetiva de la capacidad de los estudiantes comprendidos entre los 14 y 16 años para entender y resolver problemas reales a partir de la aplicación de conocimientos en Lectura, Matemática y Ciencias.

Por Geldi Muñoz Palala

Archivado en:

Educación Mineduc OCDE Pisa
La pobreza figura entre las causas que llevan a estudiantes a dejar la escuela y migrar a la capital para buscar trabajo. (Foto Prensa Libre: HemerotecaPL)
La pobreza figura entre las causas que llevan a estudiantes a dejar la escuela y migrar a la capital para buscar trabajo. (Foto Prensa Libre: HemerotecaPL)

Esta prueba, además, tiene otro componente, identificar a los factores que hace que jóvenes en esta edad abandonen la escuela, así como determinar sus conocimientos y las necesidades que tienen.

Uno de cada tres jóvenes entre 14 y 16 años se encuentra fuera de la escuela, y uno de cada 10 está en primaria, según datos del Ministerio de Educación (Mineduc).

Varios informes y expertos en educación han señalado en ocasiones que hay jóvenes que abandonan la escuela por la violencia, por la migración y por la pobreza.

Luisa Müller, directora de Digeduca, explicó que Pisa abarca más de 70 países a escala internacional y es una evaluación que se trabaja en coordinación con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo (Ocde).

En el 2014, el país firmó el convenio de participación y se han realizados evaluaciones específicas para determinar qué tan preparado estaba Guatemala para entrar en el proceso de evaluación internacional.

Con Guatemala participan Honduras, Panamá, Ecuador, Paraguay, Zambia, Senegal y Camboya.

“Queremos dimensionar las brechas educativas para que en algún momento utilizar información que sustente la toma de decisiones”, afirmó.

Durante mayo y junio de este año se efectuará el proceso de medición, que cubrirá a 50 sectores censales para evaluar si están listos para pasar la encuesta final, que se realizará entre abril, mayo y junio del 2017, para entregar los resultados en el 2018.

Para participar en Pisa se pagó una membresía de cerca de US$222 mil.

No le ven utilidad

La Dirección General de Evaluación e Investigación Educativa (Digeduca) considera que Pisa es una oportunidad para determinar cuáles son los factores exactos que provocan ese abandono y a la vez se mejore la dirección de las políticas, pero expertos ven que es una evaluación costosa que revelará cifras que ya se conocen.

Enrique Maldonado, analista del Instituto de Ciencias Centroamericanos de Estudios Fiscales, señaló: “Ya sabemos que estamos enfermos no necesitamos un termómetro de lujo para poderlo saber. ¿Qué va a salir en Pisa? Que estamos mal en materia educativa; eso ya lo sabemos”.

Según Maldonado, Digeduca hace un buen trabajo y buenas evaluaciones junto a Costa Rica. “Necesitamos tener maestros mejor capacitados, se necesita que los niños no lleguen con hambre a la escuela”, afirmó.

Para Carlos Biguría, de Empresarios por Guatemala, es importante comparar cómo se está respecto de otros países, y aunque se salga mal, servirá para enfocar mejor los programas.

Mario Rodríguez, experto del Instituto de Problemas Nacionales de la Universidad de San Carlos, señaló que hay que evaluar los costos de esta evaluación, porque si con los resultados no se van a implementar medidas necesarias para mejorar las condiciones de los estudiantes, de nada sirve una prueba cuyo costo es elevado.

Agregó que hay que considerar el abandono de las escuelas como un fenómeno nacional multicausal, cuya principal causa es la pobreza.

La población

Estos son algunos datos de la situación de los jóvenes:

  • Según datos de la Encuesta Condiciones de Vida 2016 (Encovi), del Instituto Nacional de Estadísticas (INE), se calcula que la población entre 14 y 16 es de un millón 237 mil 850, lo cual equivale al 7.7 por ciento.
  • El 37.5 por ciento no estaba inscrito en la escuela durante el período escolar de referencia de la encuesta.
  • Según la Dirección de Planificación (Diplan), de los estudiantes entre 14 y 16 años que se encontraban en sexto primaria o grados inferiores en el 2016,  69 mil 485 son de 14 años, 29 mil 837 de 15 años y 10 mil 643 de 16.
  • El departamento con mayor cantidad de jóvenes en primaria es Alta Verapaz, con 16 mil 250, Quiché con nueve mil 991,  Huehuetenango con ocho mil 479 y Guatemala con siete mil 956.
  • En el área rural, uno de cada dos jóvenes está fuera del sistema. En el área urbana es uno  de cada cuatro.