El Progreso

Líder de banda criminal resulta herido cuando intentaba huir

Un reo resultó herido de bala cuando era trasladado hacia una audiencia en Petén, ya que intentó huir cuando era cambiado de autopatrulla de la PNC, en San Agustín Acasaguastlán. 

Por Hugo Oliva / San Agustín Acasaguastlán

Marco Baudilio Godoy Trujillo es ingresado a la Torre de Tribunales, en la capital. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL).
Marco Baudilio Godoy Trujillo es ingresado a la Torre de Tribunales, en la capital. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL).

Autoridades informaron que se trata del recluso Marcos Baudilio Godoy Trujillo, de 42 años, sindicado de evasión, plagio o secuestro, asociación ilícita y robo agravado; además, se le sindica de ser el líder de la estructura criminal, los Falsos Pastores. 

Godoy permanecía desde agosto del 2016 en el Centro Preventivo para Hombres de la zona18, procedente de la Granja Penal Canadá, Escuintla.

Se informó que, para llegar este miércoles a su destino en Petén, el reo era trasladado de una autopatrulla a otra, en un recorrido conocido como cordillera, pero cuando el automotor circulaba por el referido municipio, Godoy intentó huir por lo que un guardia del Sistema Penitenciario accionó su arma como acción preventiva e hirió al sindicado. 

El presunto delincuente fue trasladado a un hospital local, ya que sufrió una herida de bala en la pierna derecha.





Antecedentes delictivos 

El 6 de agosto del 2016, Marco Baudilio Godoy, supuesto líder de la referida banda, fue recapturado, luego de varios meses prófugo.

Quince meses después de haberse fugado de la prisión en mención, Marcos Baudilio Godoy Trujillo, cabecilla de la red de secuestradores Falsos Pastores, fue recapturado en un hotel de la capital.

Durante el tiempo que estuvo prófugo, el sindicado organizó una estructura criminal dedicada también al secuestro, según la Policía Nacional Civil.

Era el líder

Baudilio Godoy Trujillo, de 23 años, supuesto pastor de una iglesia evangélica en Suchitepéquez, era el encargado de negociar la liberación de las víctimas que secuestraban los Falsos pastores, banda que integraba, según investigación de autoridades.

Según las pesquisas, al momento de comenzar la negociación, Godoy Trujillo exigía Q3 millones a familiares de las víctimas para liberarlas y no matarlas, aunque en algunos casos aceptaba menos dinero.

Víctimas

La banda elegía a dueños de fincas y vendedores de productos agrícolas. Un investigador del MP refirió que presumen que empleados de las víctimas brindaban información a los secuestradores.

La banda denominada los Falsos Pastores operaba en Chiquimula, Suchitepéquez y Jutiapa.

El grupo criminal también se hacía pasar como agentes de la PNC y presentaba a sus víctimas órdenes de captura falsas, las que aprovechaba para plagiar. El resto de la estructura se encargaba de coordinar el secuestro de las personas y negociar con los familiares.



Marco Baudilio Godoy Trujillo recibe atención médica en un hospital de El Progreso. (Foto Prensa Libre: Cortesía)
Marco Baudilio Godoy Trujillo recibe atención médica en un hospital de El Progreso. (Foto Prensa Libre: Cortesía)


Banda peligrosa

La estructura Falsos Pastores fue identificada por autoridades como un grupo peligroso y sanguinario. El pasado 12 de julio fueron condenados tres integrantes de esta organización delictiva a 25 años de cárcel, por plagio y secuestro.