Política

Incertidumbre en marcha de Líder crea desconfianza

La poca información sobre la marcha que prepara el partido Libertad Democrática Renovada (Lider) para esta semana, sin especificar aún el día, causa incertidumbre, temor y suspicacias entre diversos sectores políticos y sociales. Los entrevistados señalan que los organizadores deberán tener especial cuidado en el manejo de los participantes, para evitar que la medida se salga de control y cause incidentes.

Por Carlos Álvarez

En declaraciones a varios medios de comunicación, dirigentes de Líder indicaron que la marcha se podría desarrollar el miércoles o jueves próximos.

Incluso se maneja la idea de hacer una vigilia, aunque no se tiene claro dónde, y que han invitado a los sindicatos de Salud y Educación a que los acompañen.

Prensa Libre se comunicó con Roberto Villate, secretario general de Líder, pero éste dijo que el designado para hablar sobre el tema es el vocero de la agrupación, Fridel de León, quien no respondió insistntes llamadas y mensajes enviados a su celular.

Se trató de obtener la versión del diputado liderista Álvaro Trujillo Baldizón, pero indicó que no tenía datos.

Marcha será el viernes

Medios de comunicación afines al partido Libertad Democrática Renovada (Líder) publican este martes que la marcha que fue convocada por esta organización política a favor de su presidenciable Edgar Barquín, se llevará  cabo el viernes 24.

Según el matutino, el secretario de organización de Líder Carlos Milián, confirmó la marcha en la capital y una vigila frente a la Corte Suprema de Justicia (CSJ). Milián dijo que las bases vienen a manifestar en paz y a respaldar al presidenciable de esa organización Edgar Barquín. En la vigilia se tiene previsto que participen los profesionales – abogados – afiliados a Líder.

El portavoz de Líder Fridel de León, informa que la marcha saldrá del Obelisco en la zona 10, recorrerá la avenida Reforma para llegar frente al edificio de la CSJ. 

  • Reacción equivocada
  • Según el experto en política electoral José Dávila, el partido Líder ha sido afectado por investigaciones, pero tiene la reacción equivocada.
  • “En lugar de asumir la situación y tratar de mejorar, toman la vía de la confrontación, que no es positiva”, dijo.
  • Expresó que los ciudadanos han hecho protestas pacíficas y educadas, como ejemplo de la forma como se deben plantear las inconformidades. “Ahora un partido que se siente afectado no está siendo positivo para Guatemala ni el proceso de transición electoral”, advirtió.

Se desligan

Regina Ruano, del Frente Nacional de Lucha (FNL), indicó que “no están para participar en marchas”. Agregó: “No tenemos militancia política en ningún partido”.

Joviel Acevedo, del Sindicato de Trabajadores de la Educación de Guatemala, expresó que no tenía ninguna información al respecto y que la decisión de participar en actividades es colegiada.

Desata temores

El anuncio de la marcha surgió días después de que la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (Cicig) denunciara casos de corrupción por los cuales solicitó retirar el antejuicio a los diputados Baudilio Hichos, Luis Chávez, Mirza Arreaga, Mario Yanes, Manuel Barquín y Jaime Martínez, todos de Líder, y en contra del candidato a la vicepresidencia de ese partido, Édgar Barquín, a quien señala de tráfico de influencias. Dicha organización no ha tomado medida alguna contra los señalados, pero sí ha reclamado que sólo se denuncia a miembros suyos y no del anterior gobierno.

Orlando Blanco, diputado de la Unidad Nacional de la Esperanza expuso: “La respuesta de Líder debiese de ser encaminada en las vías jurisdiccionales. Plantear una movilización solo exacerba los ánimos”.

Sin legitimidad

  • “Las protestas que convoca el partido Líder no tienen legitimidad”, aseguró Daniel Pascual, del Comité de Unidad Campesina (CUC), quien sostuvo que el derecho de manifestación es de todos, pero no para proteger la impunidad.
  • “Hemos visto que la gente que los apoya son acarreados, no saben a qué vienen, qué piden y defienden”, manifestó Pascual, quien dijo que si de esa forma Líder quiere ejercer presión, “preocupa lo que pueda hacer cuando llegue al poder”.

Carlos Fión, legislador de Compromiso, Renovación y Orden, aseveró que “los asuntos legales deben ventilarse en los tribunales”. Expresó: “Esta no es la vía correcta. Nosotros quisiéramos que no existieran este tipo de manifestaciones, es difícil poder mantener el control y existe el riesgo de infiltrados que puedan provocar peligro de las personas”.

Roberto Alejos, congresista del partido Todos, dijo que es peligroso mover muchas personas a un solo lugar y que existe el temor de que infiltrados provoquen situaciones que se salgan de control.

El partido Unión del Cambio Nacional indicó que su comité ejecutivo “ve con suma preocupación las consecuencias que podría tener la concentración masiva si se sale de control”.

Desde que trascendió la noticia de la marcha, usuarios de redes sociales manifestaron su rechazo y evocaron lo ocurrido con el llamado Jueves Negro, 24 de julio del 2003.

Antejuicio

La Asociación de Juristas en Defensa de la Constitución, vinculados con el partido Líder, informó ayer que presentó antejuicios contra la fiscal general y jefa del Ministerio Público (MP), Thelma Aldana, y contra el jefe de la Cicig, Iván Velásquez.

Contra Aldana, porque no investiga a exfuncionarios y funcionarios por actos de corrupción y lavado de dinero; contra Velásquez, por omisión de denuncia e incumpliendo de deberes. El comisionado goza de inmunidad diplomática.