Vecinos rechazan acuerdo sobre aumento al agua

El acuerdo alcanzado este sábado por la mesa técnica de diálogo en la mesa técnica instalada el  28 de septiembre, para discutir el aumento al servicio del canon de agua autorizado por el Concejo de Jalapa, fue rechazado por un sector de la población que protestó de nuevo frente a la municipalidad de la cabecera.

Por Hugo Oliva / Jalapa

Archivado en:

Conflicto por agua Jalapa
Pobladores de Jalapa protestan en rechazo a acuerdo sobre aumento al servicio de agua entubada. (Foto Prensa Libre: Hugo Oliva)
Pobladores de Jalapa protestan en rechazo a acuerdo sobre aumento al servicio de agua entubada. (Foto Prensa Libre: Hugo Oliva)

En el tercer día de  diálogo sobre el incremento de Q20 a Q60 por el servicio de agua domiciliar, las partes acordaron que solo se incrementarían Q10 al servicio, en lugar de Q40; sin embargo, la población desconoció el acuerdo e insistió en la derogación del acuerdo municipal.

Leonel Mazariegos, uno de los líderes del movimiento jalapaneco en protesta por la medida municipal, expresó que la población se sentará a dialogar solo si las autoridades derogan   el acuerdo en el que se establece el incremento, de lo contrario, continuaran las manifestaciones.

Además, los manifestantes desconocieron a quienes dijeron ser sus representantes en la referida mesa, en la que participaron representantes de las iglesias católica y evangélica, Universidad de San Carlos, sector de mujeres y algunos vecinos que al principio llegaron a participar en la protesta.

Los inconformes señalaron los integrantes de esa instancia no fueron nombrados por la población, sino que fueron invitados del alcalde.

Manifestaciones continuarán

“Nosotros no vamos a dialogar con nadie si antes las autoridades no derogan el acuerdo de creación de la empresa municipal de agua. Descartamos y denunciamos a todos aquellos que en nombre de los manifestantes se disculparon, son unos cobardes. Tenían que disculparse en su nombre, no en nombre del pueblo”, dijo Leonel Mazariegos.

Éver Bonilla, otro líder de los manifestantes, expresó: “Nosotros sabemos que esa mesa a la que le llamaron de diálogo no fue más que un show, y las personas que participaron fueron invitadas  por el alcalde y su corporación, pero el pueblo no fue invitado y por este medio les decimos que venga a dialogar aquí donde estamos manifestando y le pedimos que derogue el acuerdo”.

Cecilia Aguirre, auxiliar de la Procuraduría de los Derechos Humanos, quien fue parte de la comisión nombrada por esa entidad para mediar en el conflicto, indico que si los vecinos deciden seguir manifestando se debe respetar el derecho a esa garantía constitucional y que esa institución será observadora de lo que suceda.

El alcalde, Mario Alejandro Estrada, manifestó que se siente satisfecho con todo lo que se desarrolló en la mesa de diálogo. “Creo que estamos haciendo una nueva forma de hacer el ejercicio democrático. Esto, para mí, no es una crisis, y lo veo como una oportunidad en donde la población no está pensando en el momento y sino en largo plazo”, señaló el funcionario.