Justicia

Hermano del alcalde de Moyuta es capturado en El Salvador por narcotráfico

Jorge Mario Marroquín Fuentes, uno de los capturados el 28 de mayo último por las autoridades salvadoreñas con un cargamento de cocaína, es hermano del  alcalde de Moyuta, Jutiapa, Carlos Roberto Marroquín Fuentes.

Por Miguel Barrientos

Jorge Marroquín Fuentes viajaba en una embarcación interceptada en El Salvador, la cual trasladaba un cargamento de narcóticos. (Foto Prensa Libre: Fiscalía de El Salvador)
Jorge Marroquín Fuentes viajaba en una embarcación interceptada en El Salvador, la cual trasladaba un cargamento de narcóticos. (Foto Prensa Libre: Fiscalía de El Salvador)

Jorge Marroquín fue aprehendido junto a otros tres guatemaltecos y un ecuatoriano, cuando transportaban lo que unidades antinarcóticas consideran uno de los mayores decomisos en aguas salvadoreñas: 840 kilos de cocaína, valorados en más de US$21 millones.

Según el reporte policial, los apresados intentaron huir y deshacerse del cargamento que transportaban en un barco pesquero, cerca del puerto de Acajutla, Sonsonate, fronterizo con Guatemala, pero fueron copados finalmente por la Fuerza Naval de El Salvador.





La Fiscalía General de ese país publicó en su sitio electrónico varias fotografías de los capturados. En una de ellas se ve a Jorge Mario Marroquín junto a una imagen de sus documentos, un DPI y un carné naval extendido por la Autoridad Marítima de Guatemala.

“El decomiso de esta droga se convierte para la Fuerza Naval de El Salvador en la incautación más grande en su historia”, dijo ayer el Ministerio de Defensa salvadoreño en un comunicado, citado por La Prensa Gráfica.

Según registros, hasta abril último, las autoridades salvadoreñas antinarcóticas habían incautado dos mil 222 kilos de diferentes tipos de droga, valorados en US$46.7 millones.

añeja enemistad

Varios medios resaltan que hay una vieja enemistad entre los Marroquín Fuentes y la cabecilla de una supuesta  estructura criminal, Marixa Lemus, alias la Patrona, que fue recapturada el 25 de mayo último, después de haberse fugado de la Brigada Militar Mariscal Zavala.

De hecho, el jefe edil  Carlos Marroquín había denunciado que temía por su vida tras el escape de Lemus, quien lo culpa  de la muerte de varios de sus familiares, según un reportaje publicado por Guatevisión.

Según la nota, el jefe edil ha salido ileso de unos tres atentados, que  atribuye a Lemus después de que esta perdió los últimos comicios por la vara edilicia, aunque vecinos señalan que los líos familiares derivarían por narcotráfico, contrabando y robo de ganado.

Marroquín también recibió una lluvia de críticas después de que se reveló que mandó a blindar su vehículo a un costo de Q500 mil, que fueron costeados por la municipalidad, y por haber contratado a más de 15 guardias de seguridad con el argumento de que su familia corría peligro.