Justicia

Baldetti asegura que el MP no podrá comprobar las acusaciones en caso La Línea

Roxana Baldetti, ex vicepresidenta de Guatemala, declaró en el Juzgado B de Mayor Riesgo, por el caso La Línea, asegurando que el MP no podrá comprabar las acusaciones en su contra y reconoció que "el peor error" fue haber contratado a Juan Carlos Monzón. 

Por Miguel Barrientos, Roni Pocón y Glenda Sánchez

Ex vicepresidenta Roxana Baldetti presenta las pruebas de descargo para evitar ser enviada a juicio en el caso La Línea. (Foto Prensa Libre: Carlos Hernández)
Ex vicepresidenta Roxana Baldetti presenta las pruebas de descargo para evitar ser enviada a juicio en el caso La Línea. (Foto Prensa Libre: Carlos Hernández)

“El Ministerio Público no podrá demostrar la supuesta entrega de dinero a mi persona por supuestos cobros, porque jamás me entregaron nada, cómo me lo van a demostrar si no lo recibí. Yo le pido señor juez que detenga las medidas de coerción en mi contra, que cancele el presente proceso, por la pobre investigación del Ministerio Público y por las evidentes faltas de prueba no podrán comprobar lo conducente en ningún debate oral y público”, con estas palabras terminó su declaración Roxana Baldetti. 

El caso se encuentra en etapa intermedia, en la que el juez Miguel Ángel Gálvez escucha la defensa de los señalados, entre los que también se encuentra el expresidente Otto Pérez Molina. 

Fernando Guerra, abogado de Roxana Baldetti, empezó la defensa de la exfuncionaria y argumentó que las pruebas presentadas contra la exfuncionaria se basan en informes elaborados por la Cicig.

Baldetti reiteró que fue un error nombrar a Juan Carlos Monzón como su secretario privado y contó que él quería que lo nombrara como viceministro de Cultura y Deportes, pero que ella no quiso porque él -Monzón- es dueño de unas canchas en El Salvador y que seguramente buscaba asignarse los proyectos.

“Era como darle un banco de sangre a un vampiro y por eso no quise ponerlo como viceministro y se lo dije a él”, detalló Baldetti.





“Hay más de 100 mil llamadas, cómo se oye eso señor juez, pero solo en una se escucha mi voz y fue por un caso fortuito y además es ilegal, porque cuando ellos escucharon mi voz, debieron colgar porque era vicepresidenta”, dijo Baldetti.

Baldetti expuso ante el juez Gálvez que cuando ella se enteró que Monzón era robacarros contrató a alguien que lo investigara porque no se dejaría llevar por chismes y reconoció que es una persona muy bien articulada porque no le encontraron antecedentes penales.

Baldetti dijo que regañó a Monzón porque se mantenía metido en la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT), y que le advirtió que no tenía nada que estar haciendo ahí.

“Le voy a decir otra cosa, algo que todavía no pensaba decirle, los documentos que le presentó Juan Carlos Monzón no son verdad, porque su teléfono lo dejó en Corea, por eso doña Thelma y don Iván esperaron que yo estuviera allá para presentar el caso, pero el teléfono y la computadora él los destruyó allá, los dejó allá”, manifestó.

Renuncia 

La ex vicemandataria dijo al juez que el exembajador de Estados Unidos, Todd Robinson, llegó a pedirle unas unas tres o cuatro veces su renuncia "pero no se la di a él, se la di al presidente Otto Pérez".  

“A mí me dio golpe de estado Iván Velásquez y Thelma Aldana”, dijo la exfuncionaria, quien señaló a Juan Carlos Monzón, quien fungió como su secretario, de haber cometido ilícitos. 

Investigación

El 16 de abril del 2015, autoridades efectuaron operativos en distintos puntos del país y capturaron a 22 personas sospechosas de integrar una banda incrustada en la SAT que beneficiaba a importadores con la reducción del pago de aranceles a cambio de comisiones.

Roxana Baldetti, entonces vicepresidenta, y luego el mandatario, Otto Pérez Molina, fueron señalados como jefes de la red, caso que fue nombrado como La Línea por autoridades del Ministerio Público (MP) y la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (Cicig):

Declaración Baldetti 

La ex vicepresidenta Roxana Baldetti tomó la palabra para declarar y presentar las pruebas de descargo con la pretende evitar ser enviada a juicio por el caso de defraudación aduanera conocida como La Línea.

Baldetti criticó el trabajo de la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (Cicig), aduciendo que se dedican a defender la impunidad.

“Creo que la Cicig no está haciendo bien su trabajo. Todos los que trabajan en la Cicig están plegados porque ese es el otro error. Estamos judicializando la política, estamos haciendo que todos dividen. La Cicig olvidó su mandato”, expresó Baldetti

Quien dijo que su función es investigar los presuntos delitos a cuerpos ilegales y argumentó que la vicepresidencia no era un cuerpo ilegal.

La vicemandataria dijo que Iván Velásquez “gana mucho más que lo que gana cualquier guatemalteco promedio en el país” y que a Guatemala han venido a “vender espejitos”.





Baldetti dijo que cuestionó a Daniela Beltranena “Cómo es posible que me hayas hecho esto, le dije, con todo mi trabajo de 20 años”, contó Baldetti.

La exfuncionaria señaló directamente a su exsecretario Juan Carlos Monzón de ser el jefe de la estructura de defraudación aduanera, junto a Salvador González, alias Eco, y cuestionó al juez Miguel Ángel Gálvez de por qué teniendo las sindicaciones en las investigaciones, ellos no estaban en el proceso, sino que figuraban como colaboradores. “Es esto justicia señor juez”, dijo Baldetti.

También dijo argumento que a Monzón y a González no les han expropiado ni extinguido bienes y que andan libres gozando de todo lo que obtuvieron supuestamente ilícitamente.

“Un extranjero como Iván Velásquez quiere volver a implantar la guerra en donde va haber más muertes”, dijo Baldetti. 





También hizo alusión a que más sectores se unirían en contra de Velásquez por los recientes señalamientos contra el presidente Jimmy Morales y el alcalde Álvaro Arzú.

“Están tocando sectores muy poderosos y muchos no se van a dejar y van a poner resistencia”, advirtió Baldetti.

Además, hizo referencia a los trabajos que hizo en algunos gabinetes que dirigía desde la vicepresidencia y el trabajo que realizó.

Dijo que así como le quitaron a ella sus bienes, ella también los quitó a algunos narcotraficantes cuando era vicepresidenta, pero hizo la salvedad que fue después de haber concluido el debido proceso.

“Por eso me da tanta cólera, porque si hubo alguien que luchó por muchos años por la transparencia, fui yo. Yo siendo diputada dije voy a fiscalizar, voy a ver qué hacían con nuestro propio dinero, cómo no lo iba a hacer en la vicepresidencia con la experiencia que tenía”, expuso Baldetti, quien le dijo al juez que tenía pruebas en unos documentos que presentó.

“Yo me dediqué a trabajar, no a formar estructuras criminales, ni mucho menos a defraudar, cuando yo dirigía trabajos para combatir la defraudación aduanera”, enfatizó Baldetti.

“Yo le vengo a pedir a Dios que le dé a usted discernimiento para que sepa usted la verdad de lo que yo viví”, dijo Baldetti al Juez. 





Otro punto que expuso Baldetti fue que le prestó servicios al Ministerio Público por más de tres años por medio de una de sus empresas, y que estuvo metida todo ese tiempo en el MP enseñándoles estrategias de comunicación, a los fiscales de cómo hablar en público.

“El Ministerio Público me pagó para asesoría legal cómo me pueden decir que son empresas de cartón, si me pagó el mismo Ministerio Público con cheques del MP”

En referencia a los supuestos seudónimos que la identifican dijo: “Yo no me identifico ni con la deuña de la finca, ni con la mera mera, la señora, la dos, Yo soy Ingrid Roxana Baldetti Elías y con eso me identifico. Aquí podríamos decir que hay muchas señoras”, detalló Baldetti.

Baldetti también cuestionó que el MP supuestamente no ha presentado pruebas concretas. “El fiscal especial contra la impunidad, Juan Francisco Sandoval, pasó más de 11 días mostrándole escuchas telefónicas, pero ninguna prueba concreta. En todo dice, asumimos, creemos”, dijo. 

“Hay más de 100 mil llamadas, cómo se oye eso señor juez, pero solo en una se escucha mi voz y fue por un caso fortuito y además es ilegal, porque cuando ellos escucharon mi voz, debieron colgar porque era vicepresidenta”, dijo Baldetti. 

“Si mi intención hubiera sido fomentar la corrupción, lo más lógico era poner a alguien de mi confianza, no a Eco que tenía solo seis meses de conocerlo”, puntualizó Baldetti. 

Agregó que la relación con Salvador González inició cuando en una ocasión estaban en la zona 13 y les llegó a regalar unos radios, cuando estaban en campaña, y también le regaló radios a los partidos UNE y a Creo.

La exmandataria argumentó que la intención de Eco era que le compraran sus radios “que ni servían” y que la relación inició cuando ella necesitaba equipos para una de sus empresas y que le consultó a Juan Carlos Monzón y que él le presentó a ECO.

“Yo no soy la mera mera, yo no soy la dos, ni la dueña de la finca, eso quiero que le quede muy claro”, manifestó Baldetti.

Al finalizar contó que ayer en su día de visita llegaron sus hijos y que es un día triste al momento de despedirse, dijo que durante la visita leen la Biblia. Baldetti leyó al juez Proverbios 19:05 que cita “El testigo falso no quedará sin castigo; no escapará el que propala mentiras”.

“No van a quedar sin castigo señor juez, a esos testigos falsos, si la justicia terrenal no les hace justicia, Dios se va encargar de ellos y va a ser más duro todavía”, señaló Baldetti.

Además le dijo al juez Gálvez que buscó una cita de la biblia dirigida a él, la cual se encuentra en el segundo libro de Crónicas, capítulo 19 y versículos 5, 6 y 7.

“Nombró jueces en las ciudades fortificadas por toda la nación y les dijo: «Piensen siempre con cuidado antes de pronunciar juicio. Recuerden que no juzgan para agradar a la gente sino para agradar al Señor. Él estará con ustedes cuando entreguen el veredicto para cada caso. Teman al Señor y juzguen con integridad, porque el Señor nuestro Dios no tolera que se tuerza la justicia ni que se muestre parcialidad ni que se acepte el soborno»”, leyó Baldetti.