Pobladores ocupan edificio de comuna para exigir proyecto

Por Óscar González / Jutiapa

Pobladores de  La Cuesta Tunas se apostaron en el ingreso al despacho municipal. (Foto Prensa Libre: Óscar González)
Pobladores de La Cuesta Tunas se apostaron en el ingreso al despacho municipal. (Foto Prensa Libre: Óscar González)

Unos 200 vecinos de aldea La Cuesta Tunas, Jutiapa, ocuparon la tarde del martes último el edificio de la comuna durante más de tres horas, como medida de protesta porque las autoridades no han concluido un proyecto de agua entubada que fue comenzado hace 15 años en esa comunidad.

Los inconformes exigían hablar con el alcalde Basilio Cordero para que firmara un compromiso para concluir el proyecto.

Los vecinos impidieron el ingreso de personas a la comuna y retuvieron a los trabajadores que concluían su jornada laboral.

Momentos de tensión se vivieron en el ingreso al edificio municipal, porque los manifestantes portaban palos y recipientes plásticos con los que amenazaban agredir a los empleados municipales que intentaban salir del edificio.

"No queríamos llegar hasta estas consecuencias, pero no tuvimos otra opción”, Carlos Cruz, presidente del Consejo Comunitario de Desarrollo de aldea La Cuesta Tunas.

Unos 50 agentes de la Policía Nacional Civil con equipo antidisturbios tomaron el control del a situación para evitar que los manifestantes agredieran a quienes intentaban ingresar o salir de la comuna.

"No queríamos llegar hasta estas consecuencias, pero no tuvimos otra opción, el alcalde y los integrantes del Concejo Municipal se burlan de las necesidades de los campesinos. En nuestra comunidad desde hace 15 años estamos esperando que concluyan el proyecto de agua potable y únicamente hacen promesas” dijo Carlos Cruz, presidente del Consejo Comunitario de Desarrollo de aldea La Cuesta Tunas.

“Hace 15 años la municipalidad perforó el pozo mecánico en la aldea y dejaron abandonada la obra. Hace ocho años conseguimos que una nueva administración comprara el equipo de bombeo que está sin uso y tememos que se pueda dañar y hace cuatro años construyeron el tanque de captación y eso es lo que molesta porque avanzan por fases”, dijo.

“Desde el año pasado estamos esperando que instalen la tubería hacia las 400 viviendas de la comunidad para que los vecinos podamos contar con agua potable, pero el alcalde aduce que por falta de fondos en la comuna no puede concluir la obra” añadió.

El concejal Adilio Ramírez informó que el alcalde explicó a los inconformes sobre los problemas financieros que tiene la comuna, pero que adquirió el compromiso de pagar el aporte que se debe a la compañía constructora que ejecuta el proyecto a más tardar el viernes.