Política

Así se financió la campaña #Notetoca

Los grupos cívicos y sociales son necesarios para el país, aunque es importante que haya control sobre sus acciones y financiamiento, dicen expertos.

Por Glenda Sánchez y Henry Estuardo Pocasangre / Guatemala

Rodrigo Arenas —d— llegó ayer a la Fiscalía para declarar por donaciones que empresas relacionadas con Sinibaldi  hicieron. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Rodrigo Arenas —d— llegó ayer a la Fiscalía para declarar por donaciones que empresas relacionadas con Sinibaldi  hicieron. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Estas opiniones se dan luego de las investigaciones que implican al Movimiento Cívico Nacional (MCN), que recibió dinero supuestamente ilícito de parte de empresas y que en realidad eran  sobornos para Alejandro Sinibaldi, dinero  que fue usado en la campaña #NoTeToca.

Uno de los controles debería estar a cargo del Tribunal Supremo Electoral (TSE), según el politólogo Jorge Wong, quien considera  necesario que este órgano posea las herramientas necesarias para fiscalizar los nexos de estos grupos con los políticos.

Wong explicó que en la próxima contienda electoral se debe dar seguimiento a los recursos que emplean los grupos cívicos y sociales en las campañas. “No salen del aire, tienen que estar financiadas. Hay que ver al grupo y personas que están aportando. Así se sabrán los intereses”, puntualizó.

El director del Instituto Centroamericano de Estudios Políticos (Incep), Rubén Hidalgo, opina que ante lo ocurrido con el MCN no debe darse una disminución de iniciativas o proyectos de participación ciudadana.

Hidalgo destacó que las acciones colectivas son necesarias pero  debe  ser cuidadosas al aceptar ayuda. “Pueden venir condicionadas o amarradas en forma de disfraz”, advirtió.

El relato

Rodrigo Arenas, director del MCN, reconoció que fue el exministro  quien  propuso la campaña. “Un publicista hizo la presentación  y prácticamente Alejandro Sinibaldi dice que está dispuesto a financiar la campaña, propuesta que se rechazó”, refirió.

Arenas aseguró que le dijo a Sinibaldi que buscarían donantes “legítimos” y días después el excandidato presidencial  lo llamó  para sugerirle a José Luis Agüero, de Asfaltos de Guatemala (Asfalgua), y a Álvaro Mayorga, de Constructora Nacional, Sociedad Anónima (Conasa) —ambos capturados y señalados en el caso Construcción y Corrupción—.

“Me reuní con Agüero, le presenté la campaña y se acordó un aporte de Q500 mil. Con Mayorga no me reuní porque había más confianza, pero el aporte fue de   Q225 mil y Q25 mil de otra”, explicó Arenas, quien añadió que ignoraba si había pacto entre Sinibaldi y las empresas.

En redes sociales, los usuarios comentaron el caso   MCN usando la etiqueta #NoTeToca, y señalaron que el creador de esa campaña fue @Leonel_GT_90, el 29 de abril del 2015, por lo que solo hubo una copia de un tuit ya posicionado.

Otros casos

Orlando Blanco, de la Unidad Nacional de la Esperanza, aseguró que lo de MCN no es el primer  caso de estos. Afirmó que desde el 2011 existen organizaciones que se dicen llamar sociales y cívicas pero  reciben dinero para hacer campañas contra candidatos. “Esperamos que esto se aclare y ojalá se establezca un marco ético”, enfatizó.

El diputado Salvador Baldizón, del extinto partido Libertad Democrática Renovada, reconoció que la campaña de MCN   afectó a un candidato en específico. Además rechazó que usen a organizaciones con buena imagen. “Conozco varias auténticas y que hacen buen trabajo, pero esto va a restar credibilidad a muchas otras que tienen participación válida”, señaló.