Política

Declaran “hijo predilecto” al Presidente en Masagua

Las autoridades municipales de Masagua, Escuintla, declararon al presidente Alejandro Maldonado Aguirre “hijo predilecto”, debido a la imposición de salarios diferenciados.

Por Geovanni Contreras

Maldonado recibe reconocimiento en Masagua. (Foto Prensa Libre: Presidencia)
Maldonado recibe reconocimiento en Masagua. (Foto Prensa Libre: Presidencia)

Contrario a lo sucedido en Guatatoya, El Progreso, donde Maldonado fue recibido con carteles de protesta, los organizadores cuidaron de movilizar solo a población afín, a un salón donde se entregó el reconocimiento al gobernante.

En el mismo lugar, Maldonado entregó mil 720 escrituras a alcaldes del Puerto de San José, Santa Lucía Cotzumalguapa, Nueva Concepción, y Masagua.

En su discurso, Maldonado expresó: “Ahora, hubo gentes que atacaron los cuatro acuerdos que yo emití, estoy dispuesto a defenderlos ante la Corte de Constitucionalidad (CC), pero no llegaré como Presidente, sino llegaré como un guatemalteco solidario”.

Después, en declaraciones a la prensa, aclaró que no envía ningún mensaje a los magistrados de la CC, sino que en la vista donde cada parte expone su argumento, se decidirá el futuro.

En cuanto al próximo gobierno: “A ellos les corresponde valorar el tipo de alegatos que presenten en su oportunidad, si aprueban lo que yo hice o si se separan de eso”, dijo Maldonado.

Por la mañana, el mandatario afirmó que tenía 48 horas para enviar a la CC los argumentos “doctrinarios” de porqué promulgó los salarios diferenciados, dejados en suspenso por esa institución.

Además, negó que fuera una decisión apresurada. “El hambre de la gente no está tan apresurada, hay necesidades urgentes que atender”, afirmó.

Mal recibido en Guastatoya

El pasado martes 5 de enero, Maldonado Aguirre visitó Guastatoya, El Progreso, en una breve gira por los municipios donde se decretó el salario diferenciado. Allí fue recibido por un grupo en contra del Acuerdo Gubernamental y fue también allí donde el Presidente encaró las críticas de una forma aireada.

Maldonado Aguirre afirmó que la aprobación de estos salarios diferenciados contribuirán a evitar la migración y violencia, y afirmó: "yo no lo impuse, tampoco las juntas paritarias. Aquí esta la oferta de salario, lo quiere o no lo quiere".

Los manifestantes, que se identificaron como estudiantes de la Universidad de San Carlos, portaban carteles donde calificaban de "salarios de hambre", los fijados a través del decreto gubernamental firmado por Maldonado.