Política

Diputados aprovechan crisis para procurarse aumento de sueldo

Los congresistas intentaron pasar de urgencia nacional una reforma a la Ley Orgánica del Congreso que representaría un incremento salarial arbitrario y que además oficializaría el pago del bono 14 por el total de ingresos y no por el sueldo base.

Por Jessica Gramajo

Mientras Manuel Conde explica a diputados del MR la iniciativa, Mario Taracena se cerciora de tener 105 votos. (Foto Prensa Libre: Esbin García)
Mientras Manuel Conde explica a diputados del MR la iniciativa, Mario Taracena se cerciora de tener 105 votos. (Foto Prensa Libre: Esbin García)

La iniciativa, promovida en secreto, unifica el salario de los diputados; sin embargo, establece que el pleno será el responsable, a través de un acuerdo, de establecer la cantidad que los deberían devengar.

A su conveniencia

En la actualidad, los legisladores tienen un sueldo base de Q9 mil 500, pero con dietas y bonos llegan a recibir Q29 mil 150. La idea de la propuesta es que ya no exista esa división, y a la vez sugieren, según detallaron algunos diputados que han visto la iniciativa, redondear en Q30 mil el salario unificado.

Además, en la propuesta de ley se prevé que se paguen dietas por asistencia a las reuniones de las comisiones. Aunque no se establece un monto y se deja al pleno para que emita un acuerdo, el cual, ayer, según algunos congresistas, ya se tenía elaborado y la idea era que se establecieran Q3 mil más para ese rubro. Lo que significa que entre el salario unificado y las dietas los parlamentarios recibirían Q33 mil al mes.

Según el presidente de la Comisión de Apoyo Técnico, Manuel Conde, lo que se plantea es unificar el salario, para evitar “problemas” como el hallazgo de la Contraloría General de Cuentas, que señaló que el bono 14 y el aguinaldo deben pagarse sobre el salario base, y que las dietas tendrán que ser establecidas por el pleno y solo podrán pagarse si se garantiza una asistencia del 50 por ciento a las sesiones.

Van de nuevo

La intención de algunos miembros de la Comisión de Apoyo Técnico era aprobar de urgencia nacional la iniciativa; no obstante, Conde reconoció que algunos congresistas se opusieron.

En la iniciativa también se establece un mecanismo para la aprobación de las reformas constitucionales, aunque se desconoce el detalle, pues se negaron a compartir una copia de la propuesta.

Conde indicó que hubo divergencia en algunos pasos de esa iniciativa, por lo que se revisará, para corregirlos.

“Nos vamos a reunir el lunes para hacer las modificaciones, por ello no puedo dar la iniciativa, pues aún no es la copia final”, justificó el diputado.

Sin embargo, otros legisladores explicaron que la intención era establecer que todas las enmiendas a una reforma constitucional estuvieran respaldadas por 30 firmas, lo cual buscaría evitar que las bancadas minoritarias hagan cambios.

La propuesta fue impulsada ayer en el pleno por Conde y por el diputado Mario Taracena, de la Unidad Nacional de la Esperanza, quien no habría obtenido apoyo ni de su propia bancada, por lo que, molesto, abandonó el pleno, según comentaron miembros de ese bloque.

Prensa Libre trató de comunicarse con Taracena para que explicara la razón de su salida y la propuesta, pero no respondió las llamadas.