Política

Los doctorados Honoris Causa que generaron polémica

Gobernantes y políticos guatemaltecos que han sido criticados o procesados han recibido distinción en universidades extranjeras.

Por Geovanni Contreras

El presidente Jimmy Morales recibió esta semana el Doctorado Honoris Causa, en Israel. (Foto Prensa Libre: AFP)
El presidente Jimmy Morales recibió esta semana el Doctorado Honoris Causa, en Israel. (Foto Prensa Libre: AFP)

Desde el martes, el hashtag #TengoHonorisCausaEn se ha mantenido en las tendencias de Twitter de Guatemala, después de que el presidente Jimmy Morales recibiera ese título en Israel.

La Universidad Hebrea de Jerusalén entregó el Doctorado Honoris Causa al gobernante, y aunque esa casa de estudios superiores no menciona la razón, sí escribe que Morales “ha llevado la lucha contra la corrupción gubernamental”, y "ha fortalecido las relaciones entre Guatemala e Israel".

Al presidente se le han cuestionado varios nombramientos y posible nepotismo, por la colocación de familiares en el Registro General de la Propiedad y la Secretaría de Obras Sociales de la Esposa del Presidente.

Exgobernantes procesados

“Causa de Honor” es el significado del vocablo latino Honoris Causa, y es lo que se ha cuestionado en ocasiones anteriores, y si los receptores lo han merecido.

El caso más reciente es el de Roxana Baldetti, exvicepresidenta procesada por varios casos de corrupción, La Línea y Cooptación del Estado, entre ellos.

Baldetti recibió dicha distinción de la Universidad Católica de Daegu, en Corea del Sur, en abril de 2015, justo cuando se destapó el escándalo de La Línea.

Su doctorado fue entregado “por su trabajo social”.



La exvicepresidenta Roxana Baldetti, durante su discurso de agradecimiento por el doctorado. (Foto Prensa Libre: Universidad Católica de Daegu)
La exvicepresidenta Roxana Baldetti, durante su discurso de agradecimiento por el doctorado. (Foto Prensa Libre: Universidad Católica de Daegu)


El expresidente Alfonso Portillo, quien fue condenado por lavado de dinero en Estados Unidos, recibió un Doctorado Honoris Causa por la Universidad Nacional Tres de Febrero, en Argentina, en mayo de 2003.

El consejo de esa universidad decidió honrarlo “por haber demostrado su hermandad con Argentina”.

Asimismo, en septiembre de 2009, Manuel Baldizón, excandidato presidencial de Libertad Democrática Renovada (Líder), recibió el Doctorado Honoris Causa de la universidad europea de Bircham, en la Universidad Mariano Gálvez.

La veracidad y vinculancia de ese título de Baldizón se puso en duda, debido a que en el ministerio de Educación de los países donde está registrada dicha universidad no está acreditado.

El motivo de ese grado académico para el excandidato de Líder fue “por su trayectoria humanista y lucha distinguida por apoyo a las causas nobles”.

Científicos y activistas

Receptores de doctorados Honoris Causa han sido científicos y activistas guatemaltecos, como el informático y matemático Luis von Ahn, reconocido internacionalmente por crear programas Captcha, Recaptcha, y Duolingo —aplicación para aprender idiomas—.

En 1991, el científico Ricardo Bressani Castignoli recibió la distinción, por el desarrollo de soluciones contra la desnutrición, como la Incaparina.

La premio Nobel de la Paz, Rigoberta Menchú, fue reconocida con el doctorado en la Universidad Autónoma de la Ciudad de México, por su trabajo en la defensa de los derechos humanos.

Menchú recibió otro doctorado en la Universidad Nacional de Quilmes, Argentina, también por la defensa de los derechos humanos y de los pueblos indígenas.

También el empresario y migrante Marcos Andrés Antil, por su proyección social y su trabajo en pro de la educación.

Además, en el año 2000, la familia del líder estudiantil Oliverio Castañeda de León, asesinado el 20 de octubre de 1978, recibió el Doctorado Honoris Causa Póstumo, en la Universidad de San Carlos.