Quetzaltenango

Sentenciado mató a golpes a su esposa 

Carlos Andrés Vicente, de 65 años, fue condenado en Xela a 25 años de prisión, al haber sido hallado culpable de la muerte de su esposa. 

Por María José Longo / Xela

Carlos Andrés Vicente fue hallado culpable de haber dado muerte a su pareja. (Foto Prensa Libre: María José Longo).
Carlos Andrés Vicente fue hallado culpable de haber dado muerte a su pareja. (Foto Prensa Libre: María José Longo).

De acuerdo con versión de autoridades, Andrés ya había sido condenado en el 2015 por el mismo caso, pero fue absuelto en Huehuetenango; sin embargo, una apelación del Ministerio Público (MP), se ordenó repetir el juicio que finalizó este jueves en el Tribunal de Femicidio de Quetzaltenango.

Para dictar sentencia, los jueces del referido Tribunal determinaron que la declaración de los testigos se complementa con las pruebas científicas, lo que reveló la culpabilidad del condenado, quien con puñetazos y patadas agredió a su esposa, Francisca Sales Domingo, hasta causarle la muerte.

La Fiscalía del MP comprobó que Andrés cometió el crimen el 12 de abril de 2015, en la finca Calahuate Bajo, aldea Buenos Aires, La Democracia, Huehuetenango. De acuerdo con la médico forense, la víctima sufrió golpes en la cabeza y costillas.

Testigos

Al debate acudieron a declarar vecinos y autoridades comunitarias, quienes señalaron que el día de los hechos, el cadáver de la víctima quedó tirado en el piso sobre unas cobijas.

El juez Werner Sac resaltó la declaración de dos testigos, entre ellos, una mujer que aseguró haber visto cuando el condenado agredía físicamente a la víctima y otra persona más que relató que Andrés, quien estaba ebrio, confesó que discutió con su esposa, luego la mató.  

Cuando ocurrió el crimen Andrés se encontraba en estado de ebriedad, discutió con su esposa, y primero la agredió a puñetazos, la botó al suelo donde la continuó pateando, la muerte fue instantánea.

“Se le impone la pena mínima tomando en cuenta que es una persona de edad avanzada, que recuperaría su libertad cuando 90 años”, manifestó Sac.

La condena dictada este jueves, ocurre 17 meses después de la muerte de la víctima, de 62 años, quien junto a su victimario, procreó tres hijos.