Quetzaltenango

Renuncia de Baldetti causa satisfacción en la provincia

Pobladores de distintos departamentos consultados sobre la renuncia que presentó la vicepresidenta Roxana Baldetti aducen que es un precedente para todos los políticos que aspiran a un cargo de elección popular.

Por C. Ventura, A. Marroquín, M. Sandoval y E. Sam / Provincia

Luis Grijalva, de la Plataforma por la Transparencia en Quetzaltenango, enfatizó que la población dio un mensaje que llevó a que renunciara la vicemandataria.

“Es algo que tenía que haberse dado desde hace mucho tiempo, ya que el Gobierno está en crisis y el presidente Otto Pérez Molina tenía que sacrificarla, de lo contrario los dos serían los perjudicados”, dijo.

Añadió que la renuncia de Baldetti refleja una total debilidad del Gobierno y es el reflejo de una población cansada de la corrupción que ya no está dispuesta a seguir tolerando que se atente contra la democracia.

En tanto, Marcela Robles, de la organización de Mujeres Activas de Quetzaltenango, criticó a Baldetti debido a que fue un mal ejemplo para ellas.

“Era la esperanza de toda mujer que sueña con llegar en lo más alto, pero la forma en que se va Baldetti solo evidencia que fue una administradora en un alto puesto digno de ejercer, así qué, como mujer, la desconozco y no es digna de representarme” señaló.

En San Marcos, el líder político Joel Domingo Bámaca dijo que la renuncia de Baldetti era de esperarse para recobrar la institucionalidad del país.

En Cobán, Alta Verapaz, el analista político Roberto Alvarado comentó con respecto a la renuncia de Roxana Baldetti, se entiende que la población esté celebrando y contenta, pero que se debe continuar con la presión para que el presidente elija una terna con personas honorables para que el Congreso escoja a quien ocupe el cargo de vicepresidente.

“La renuncia era algo que se veía venir, pero se hubiera ejecutado cuando se dio el escándalo y no esperar tanto”, dijo Alvarado.

“Lo que tenemos que meditar los guatemaltecos es no bajar la guardia. Se debe presentar una terna de personas honorables para rescatar la credibilidad del Ejecutivo”, concluyó Alvarado.

En Escuintla, Domingo Hernández, de la Coordinadora de Organizaciones Sindicales y Populares de Escuintla, Cospe, dijo que se tardó mucho en hacer su renuncia, porque el pueblo se lo pidió, ahora le corresponde a los tribunales investigar, y que pague por todo lo que le acusa.