Quiché

Autoridades cierran tres radios ilegales en Chichicastenango

Tres inmuebles en donde funcionaban radios ilegales en Chichicastenango, Quiché, fueron allanados este miércoles por agentes de la Policía Nacional Civil (PNC) y fiscales del Ministerio Público (MP) y decomisaron el equipo con el que operaban, informaron fuentes oficiales.

Por Óscar Figueroa

Una persona capturada y equipo decomisado fue el resultado de los allanamientos en tres radios ilegales en Chichicastenango, Quiché. (Foto Prensa Libre: Óscar Figueroa)
Una persona capturada y equipo decomisado fue el resultado de los allanamientos en tres radios ilegales en Chichicastenango, Quiché. (Foto Prensa Libre: Óscar Figueroa)

El informe oficial indica que los operativos se llevaron a cabo en Radio Ixmucané, Radio Tzwan Tinamit o Pueblo Entre Barrancos, en idioma K' iché, y Radio Tecomat. Todas operaban en el casco urbano de ese municipio y explotaban de manera ilegal las frecuencias radiofónicas.

El fiscal del MP Noé Moya informó que fue capturado Óscar Mejía Imul, quien se encontraba en uno de los inmuebles allanados. Agregó que también se incautaron aparatos empleados para la explotación ilícita de las frecuencias radioeléctricas y que tanto el detenido como el equipo serán puestos a disposición del juzgado que emitió las órdenes de allanamiento, inspección y registro.

"La investigación y posterior persecución penal las realizó el MP en Chichicastenango. Las frecuencias radioeléctricas son propiedad del Estado y cualquier persona que desee operar una frecuencia debe cumplir con los requisitos estipulados en la ley”, aseguró Moya.

El fiscal añadió que se decomisaron computadoras, consolas, excitadores, transmisores, cables y otro tipo de equipo que es utilizado en las estaciones de radio. "En la fiscalía a mi cargo existen unas trescientas denuncias relacionadas al funcionamiento ilegal de emisoras radiales" concluyó Moya.

El monto de lo incautado no fue dado a conocer debido a que cada emisora ilegal poseía equipo distinto. Los fiscales a cargo explicaron que para que una radioemisora como las que fueron clausuradas pueda salir al aire, se requiere una inversión de Q50 mil a Q120 mil.