PNC lanza gas lacrimógeno frente a sede del TSE

Al menos cuatro personas resultaron con síntomas de intoxicación este viernes frente a la sede del Tribunal Supremo Electoral (TSE) al ser supuestamente atacados por agentes de la Policía Nacional Civil (PNC) con gas lacrimógeno.

Por Rolando Miranda / Retalhuleu

Un grupo de personas afectadas por gas lacrimógeno provenientes de la aldea El Chico, de la cabecera de Retalhuleu, llegaron al Ministerio Púbico a denunciar lo ocurrido cuando hacían fila en el TSE, pero no fueron atendidos.
Un grupo de personas afectadas por gas lacrimógeno provenientes de la aldea El Chico, de la cabecera de Retalhuleu, llegaron al Ministerio Púbico a denunciar lo ocurrido cuando hacían fila en el TSE, pero no fueron atendidos.

Los afectados fueron identificados como Eloína Saturno, de 29; Olga Saturno, 28; María Rivera, 35, y Mynor Alvarado, 44, originarios de la aldea El Chico, de la cabecera de Retalhuleu, quienes presentaban problemas de respiración, ardor en los ojos y dolores estomacales.

Según versiones de curiosos, un grupo de personas que se encontraban haciendo fila para entrar en la sede del TSE empezó a discutir con algunos agentes de la PNC por causas que se desconocen y de repente se sintió el gas lacrimógeno, por lo que los vecinos desalojaron el lugar.

Mynor Alvarado, uno de los afectados, comentó que el problema empezó cuando un grupo de personas intentó entrar en el TSE sin hacer fila y eso ocasionó protestas, pero después de lo sucedido los agentes de la PNC se dirigieron directamente al grupo en donde él se encontraba y lanzaron una bomba lacrimógena.

“No entendemos por qué nos atacaron si ya no habían problemas, además, no éramos nosotros los que estábamos provocándolos. Resultaron afectadas mujeres, una de ellas está embarazada”, expresó Alvarado.

Eloína Saturno, afectada en estado de gravidez, expuso que presentó malestar en su vientre al inhalar el gas lacrimógeno, y fueron a la Comisaría 34 a denunciar lo sucedido pero no los atendieron; luego, se dirigieron al Ministerio Publico, pero tampoco los atendieron.

“Los agentes que nos tiraron el gas lacrimógeno huyeron del lugar al ver que las otras personas nos apoyaron, pero logramos tomarles fotografías a ellos y a la autopatrulla en la que se fueron del lugar”, relató Saturno.

Baudilio Bravo, jefe de la Comisaría 34, indicó que según el reporte oficial que le hicieron llegar, fue que en ningún momento los agentes atacaron a personas que estaban haciendo fila en el TSE, y posiblemente lo que sucedió fue que los uniformados que llegaron al lugar en prevención procedían de Mazatenango en done hubo problemas y el gas lacrimógeno lo traían en la ropa.

“Hubo un pequeño problema en el lugar, pero en ningún momento se atacó directamente a personas. Desconocemos por qué estos vecinos están dando otra versión”, señaló Bravo.