Médicos suspenden labores para exigir pago e insumos

Al menos 161 médicos del renglón 182 del Hospital Nacional Pedro de Bethancourt de Antigua Guatemala, Sacatepéquez, mantienen suspendidas labores para exigir el pago de sus honorarios de octubre y que se les dote de  insumos y medicamentos.

Por Miguel López / Antigua Guatemala

Bodega del Hospital Nacional de Antigua Guatemala tienen pocos medicamentos a causa de la escasez. (Foto Prensa Libre: Miguel López)
Bodega del Hospital Nacional de Antigua Guatemala tienen pocos medicamentos a causa de la escasez. (Foto Prensa Libre: Miguel López)

Según los inconformes, los atrasos han sido constantes y por no gozar de prestaciones exigen lo que les adeudan. Luis Sandoval, uno de los afectados, calificó la situación como precaria y aseguró que el hospital brinda los servicios con médicos que están en los renglones 011 y 021.

Líderes de la protesta indicaron que la medida continuará, y que dan un plazo de 48 horas para que se haga efectivo el pago de honorarios, de lo contrario anunciaron medidas más drásticas.

Claudia García, química farmacéutica del referido hospital, dijo que de los 208 medicamos del listado básico que deberían tener, solo hay 99. Añadió que estos, 15 se podrían agotar en un mes y 31 en unos tres meses.

García manifestó que también necesitan guantes de látex, hilos para sutura y agujas, entre otros insumos necesarios para la atención. “Estamos en una situación crítica, no hay antibióticos por mencionar algo”, explicó.

Escasez de alimentos

Señaló que también carecen de alimentos para los pacientes, por lo que el menú ha sido frutas y verduras que donantes llevan.  “Hace tres semanas que no ingresan pollo, y tres meses  de que no hay carne”, puntualizó.

Luis Cuyún, subdirector médico del Hospital Nacional de Antigua Guatemala,  dijo que la petición de los inconformes es justa, ya que merecen su salario. 

Los afectados informaron que la crisis del hospital se extiende al área  de laboratorios, donde las muestras son enviadas a clínicas privadas pagadas por familiares de los pacientes.