Hemeroteca

Descubren enorme fraude en la Lotería Nacional

La lotería ha sido uno de los juegos de azar con más raigambre en el país. En esta nota, del 18 de marzo de 1965 recordamos un escándalo que sacudió a la entonces Lotería Nacional de Guatemala.

Por Hemeroteca PL

El 19 de marzo de 1965 hubo diligencias para aclarar el caso de fraude en la Lotería Nacional. (Foto: Hemeroteca PL)
El 19 de marzo de 1965 hubo diligencias para aclarar el caso de fraude en la Lotería Nacional. (Foto: Hemeroteca PL)

El local de la lotería estaba en la 10a. avenida y 9a. calle de la zona 1.

Dicho escándalo giró en torno a la manipulación de balotas al momento de “cantar” los premios. Dicho acto de corrupción causó escándalo y revuelo entre los guatemaltecos, porque, además de verificarse el fraude, se había echado mano de niños y adolescentes del entonces Hospicio Nacional para ocultar las bolas con los números premiados.

La nota indicaba: Embargo precautorio de los bienes que a su favor tengan inscritos o registrados los implicados en la gran estafa de la lotería nacional, ordenaron ayer tarde los tribunales de justicia, cumpliendo en esta forma la petición formulada en ese sentido por el ministerio público —según informó el licenciado Jorge Lucas Caballeros, ministro de hacienda y crédito público—.

Igualmente dijo que es casi seguro que la lotería nacional, en lo sucesivo funcione bajo la dirección de un comité de personas honorables que serán seleccionadas en las distintas instituciones de bienestar social, con el objeto de garantizar hasta donde sea posible, la pureza de los sorteos.

Involucrados

En cuanto a los encartados en este escandaloso negocio, el ministro en la conferencia de prensa que ofreciera en su despacho, indicó que el gobierno estaba interesado en que todo el peso de la ley cayera sobre los responsables, ya que era un “consorcio familiar” el que se había beneficiado con esta práctica fraudulenta.

Dinero en abundancia

El ministro del tesoro licenciado Caballeros Mazariegos, empezó diciendo que la pista inicial de toda esta trama de fraudes, la habían ofrecido los hospicianos encargados de “cantar” los números premiados, ya que muchos de ellos, hacían ostentación de abundante dinero, que los autores intelectuales del hecho les daban en pago de la actividad ilícita que les obligaban a realizar.



Implicados en el fraude de la Lotería Nacional, en la portada de Prensa Libre del 18 de marzo de 1965
Implicados en el fraude de la Lotería Nacional, en la portada de Prensa Libre del 18 de marzo de 1965


—Los hospicianos —dijo el ministro— al ser interrogados por nuestros cuerpos de seguridad, indicaron que efectivamente en la lotería les pagaban para que hicieran la “movida” y fue así como se siguieron las investigaciones respectivas.

—Al haber inducido a los niños del hospicio —siguió diciendo el funcionario— a que actuaran en la forma que los interesados querían, incurrieron no sólo en el delito de estafa, sino en el delito de corrupción de menores, que es peor.

Consorcio familiar

El ministro de hacienda calificó al contador Carlos Gutiérrez Custodio, exgerente de la lotería nacional, como el “cerebro” de la gran estafa, e indicó que para llevar adelante los planes de hacer dinero en cualquier forma, actuaba coordinadamente un “consorcio familiar”.

El “consorcio” según dijo el ministro, lo encabezaba el exgerente Gutiérrez Custodio, quien tenía relaciones con Angélica Arandía y de las cuales había nacido un hijo; actuaba igualmente su cuñada Raquel y su hijastro, Héctor René Galán Arandía, quienesse encargaron de cobrar elpremio de Q70,000.00 correspondiente al 5 de julio del año pasado (1964) y el mayor de Q140,000.00 del sorteo del 6 de enero del presente año.



Portada del 19 de marzo de 1965 que detalla la reconstrucción de hechos en torno al fraude en la Lotería Nacional. (Foto: Hemeroteca PL)
Portada del 19 de marzo de 1965 que detalla la reconstrucción de hechos en torno al fraude en la Lotería Nacional. (Foto: Hemeroteca PL)


Figuraba también el doctor Christián  Pellecer y Carlos Arturo Galán Arandía, que tenían asignadas otras funciones dentro del “consorcio”, siendo las del primero, abrir cuentas bancarias y girar mediante el respectivo cheque y las del segundo, una labor “docente”, ya que se encargaba de “entrenar” a los hospicianos para que memorizaran los números que tenían que cantar a la hora del sorteo.

Para que los hospicianos no olvidaran los números que tenían que “cantar”, los directivos de la Lotería Nacional utilizaban cantidades de cuatro dígitos. Caso contrario, los muchachos olvidarían fácilmente el número completo.



Autoridades de la Lotería Nacional involucraron a hospicianos en la selección de números ganadores. (Foto: Hemeroteca PL)
Autoridades de la Lotería Nacional involucraron a hospicianos en la selección de números ganadores. (Foto: Hemeroteca PL)


En el escándalo también estuvo involucrado el famoso vendedor de billetes de lotería Policarpo Mejía Boj, más conocido como “Don Polo, el rey de la suerte”, por haber sido quien supuestamente vendió los billetes con los premios ganadores.

Diligencia

El 19 de marzo se efectuaron pesquisas en el edificio de la lotería, a puerta cerrada, para reconstruir los hechos. Al lugar se presentaron todos los encartados en el supuesto fraude.



Así luce en la actualidad la casa que albergó a la Lotería Nacional, en la 10a. avenida y 9a. calle de la zona 1. (Foto: Hemeroteca PL)
Así luce en la actualidad la casa que albergó a la Lotería Nacional, en la 10a. avenida y 9a. calle de la zona 1. (Foto: Hemeroteca PL)


Un nutrido cordón policial evitó que los medios de comunicación ingresaran al local, y fue hasta después que cada quién conjeturó sobre la diligencia judicial.

Historia

La lotería nacional, según dijo entonces Caballeros, fue creada por acuerdo del Presidente de la República el 26 de octubre de 1886 y posteriormente ha sido objeto de innumerables modificaciones.

Precisamente, la lotería se llamaba del hospicio de Guatemala y estaba, según el reglamento de 1886, encomendada a una comisión compuesta por un presidente, un síndico, un secretario, un contador y un tesorero.

Los tres primeros cargos eran ejercidos por miembros de la junta directiva del hospicio y los dos últimos, eran nombrados por la junta directiva.



Nota periodística de marzo de 1965, sobre implicados en estafa en la Lotería Nacional. (Foto: Hemeroteca PL)
Nota periodística de marzo de 1965, sobre implicados en estafa en la Lotería Nacional. (Foto: Hemeroteca PL)


Pese a varias modificaciones, y salpicada por el escándalo y la corrupción, la Lotería Nacional desapareció finalmente en 1990.

En la actualidad, el local que ocupó fue restaurado como parte del remozamiento del Centro Histórico.



Autoridades de la Lotería Nacional involucraron a hospicianos en la selección de números ganadores. (Foto: Hemeroteca PL)
Autoridades de la Lotería Nacional involucraron a hospicianos en la selección de números ganadores. (Foto: Hemeroteca PL)