Hemeroteca

Se comete horrendo  crimen contra jesuitas en El Salvador 

Hace 28 años, en 1989, se produjo el asesinato de seis sacerdotes jesuitas, la cocinera y  la hija de de ésta, en  la casa del rector de la UCA, Ignacio Ellacuría, de pensamiento izquierdista, durante  el gobierno del presidente Alfredo Cristiani.

Por Por: Hemeroteca PL

Prensa Libre dio a conocer el 17/11/1989 el asesinato de los sacerdotes jesuitas.(Foto: Hemeroteca PL)
Prensa Libre dio a conocer el 17/11/1989 el asesinato de los sacerdotes jesuitas.(Foto: Hemeroteca PL)

La madrugada del 16 de noviembre 1989 un grupo aproximado de 30 de hombres  no identificados asesinó a ocho personas, entre las cuales se encontraba al rector de la Universidad Centroamericana (UCA), Ignacio Ellacuría, un jesuita  de 60 años originario  de España.

Testigos dijeron que los asesinos  podrían pertenecer a un "escuadrón de la muerte",  debido a la forma como entraron a la residencia particular de Ellacuría antre las 3 y las 4 de la mañana para asesinarlos.

Los asesinos iban  provistos de armas de alto poder y vestidos con uniformes de tipo militar, entraron a la residencia privada de Ellacuría, situada detrás de las instalaciones de la UCA.

El hecho

Según los testigos, el rector, cinco de sus invitados y sus dos sirvientes fueron sacados a rastras de las camas donde dormían. Algunos de ellos fueron muertos a golpes y otros ejecutados a balazos.



Reprteros, autoridades y curiosos rodean los cuerpos de los seis sacerdotes asesinados  en El Salvador. (Foto: Hemeroteca PL)
Reprteros, autoridades y curiosos rodean los cuerpos de los seis sacerdotes asesinados en El Salvador. (Foto: Hemeroteca PL)


José María Tojeira, superior de la orden de los jesuitas en El Salvador, dijo que fueron entre 30 hombres armados con fusiles automáticos los que entraron al hogar de Ellacuría, un doctor en Sociología, ampliamente conocido en América Central y en los círculos académicos de América latina y Europa.

El sacerdote jesuita dijo que las ocho personas que había en la casa fueron golpeadas con las culatas metálicas de los fusiles en la cabeza, y otras asesinadas a balazos.

Los muertos

Los clérigos asesinados fueron el rector Ellacuría, Juan Ramón Moreno, Segundo Montes, Ignacio Martín Baró, Amando López y Joaquin López..

Ellos se habían reunido en la casa de Ellacuría, al parecer con el objetivo de protegerse mutuamente. Los otros dos eran los humildes sirvientes del sociólogo jesuita, a quienes mataron  con la misma saña  que a los demás.



Tribunal da su veredicto en contra del coronel Benavides, acusado de la muerte de los sacerdotes jesuitas.(Foto: Hemeroteca PL)
Tribunal da su veredicto en contra del coronel Benavides, acusado de la muerte de los sacerdotes jesuitas.(Foto: Hemeroteca PL)


Las víctimas, incluyendo al propio Ellacuría, eran jesuitas españoles que vivían y trabajaban en El Salvador y habían sido acusado con frecuencia por los militares salvadoreños de tener simpatías por los guerrilleros del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional.

El presidente Cristiani,  durante una conferencia realizada el 9 de enero 1990  dijo que Guillermo Benavides, los tenientes Yushi René Mendoza y José Ricardo Espinoza, un subteniente, dos sargentos, un cabo y dos soldados eran los que habían participado en el asesinato de los  seis sacerdotes  jesuitas, una empleada doméstica y su hija y que la institución armada no iba a permitir  que ninguno de sus elemento empañaran  el buen nombre del Ejército, y que los responsables serían presentados ante la justicia para que pagaran por el crimen.



Alfredo Cristiani informa en 1989 sobre la muerte de los sacerdotes.(Foto: Hemeroteca PL)
Alfredo Cristiani informa en 1989 sobre la muerte de los sacerdotes.(Foto: Hemeroteca PL)


Condena

El 29 de septiembre 1991 el jurado salvadoreño  empieza las deliberaciones en el juicio  contra nueve militares  acusados de asesinar  a seis sacerdotes  y a dos mujeres.

Lsa deliberaciones del veredicto se llevaron a puerta cerrada.

El juez cuarto  de lo penal, Ricardo Zamora,  anunció  el fin del debate  y el inicio de las deliberaciones. El juicio acontecido durante tres días  no tiene precedentes  en la historia de El Salvador, y fue denominado como  el “ juicio de la dignidad” o “ del siglo”.

30 de septiembre de 1991

Zamora dio a conocer la sentencia  en contra de los militares Yushi René Mendoza y Guillermo Benavides, acusados de ordenar  las ocho muertes, mientras los otros nueve  militares acusados fueron liberados  de los cargos de  terrorismo.



Portada del 29/9/1991 sobre la etapa final del juico contra Benavides. (Foto: Hemeroteca PL)
Portada del 29/9/1991 sobre la etapa final del juico contra Benavides. (Foto: Hemeroteca PL)


 

Los último liberados

La Corte Suprema de Justicia de El Salvador acordó el 25 de agosto 2011 liberar a nueve militares que habían sido capturados y guardaban prisión en una brigada castrense desde el 7 de agosto de ese año, y que eran  procesados en España por el asesinato de seis sacerdotes jesuitas en 1989, informó una fuente judicial.

La decisión de la Corte significó que los nueve militares “no tienen restricciones ni privación de libertad, y no hay autoridad que pueda proceder a capturarlos”, dijo a periodistas el magistrado Ulises Guzmán.

Hasta el 2016, y aunque cuatro de los militares fueron puestos en libertad en agosto último, España aún reclama la extradición para juzgar a los nueve implicados.



El obispo auxiliar de El Salvador, Arturo Rivera y Damas, oficia una misa en memoria de los seis jesuitas
asesinados: (Foto: Hemeroteca PL)
El obispo auxiliar de El Salvador, Arturo Rivera y Damas, oficia una misa en memoria de los seis jesuitas asesinados: (Foto: Hemeroteca PL)