Hemeroteca

Prisión perpetua por atentado contra el Papa

Un ataque contra el Papa se castiga con prisión perpetua bajo la ley italiana y será en Italia donde casi seguramente será enjuiciado el hombre armado que el miércoles atentó contra el Papa Juan Pablo II.

Por Hemeroteca PL

Segundos antes del atentado, el 13 de mayo de 1981, Juan Pablo II cargó a una niña. (Foto: Hemeroteca PL)
Segundos antes del atentado, el 13 de mayo de 1981, Juan Pablo II cargó a una niña. (Foto: Hemeroteca PL)

Así expresaba un cable de la agencia de noticias Reuter el 15 de mayo de 1981. Solo dos días antes el pontífice casi pierde la vida en la Plaza de San Pedro, cuando Alí Agca, un radical turco le disparó durante la audiencia del 13 de mayo.

Según los pactos de 1929, que regulan las relaciones entre Italia y el Vaticano, la Santa Sede teóricamente tiene poderes para juzgar crímenes cometidos en su territorio.

Pero los delincuentes invariablemente son sometidos a las autoridades italianas. El Pontífice está considerado igual que el presidente italiano y un ataque contra cualquiera de ellos, aunque no sea mortal, se castiga con prisión de por vida según la ley italiana.

La seguridad en el Vaticano está controlada por una guardia suiza vistosamente vestida, y por la “gendarmería pontificia”.

Uno de los 150 gendarmes vestidos de civil, Antonio Gugel, de Venecia, se encontraba en el jeep del Papa cuando se efectuaron los disparos contra el Pontífice.

Pero se necesita el auxilio de la policía italiana para controlar a las grandes multitudes de peregrinos. La policía de seguridad pública y los carabineros controlan la plaza de San Pedro, donde regularmente se reúnen unas 100,000 personas, pero su jurisdicción termina en la escalinata de la basílica.

Portada de Prensa Libre del 15 de mayo de 1981, con la noticia del atentado contra el papa Juan Pablo II. (Foto: Hemeroteca PL)
Portada de Prensa Libre del 15 de mayo de 1981, con la noticia del atentado contra el papa Juan Pablo II. (Foto: Hemeroteca PL)


Sigue interrogatorio

Ese mismo 15 de mayo de 1981 se publicó que el Agca continuaba bajo interrogatorio.

Los magistrados romanos continuaban interrogando a Mehmet Ahí Agca, arrestado anteayer, segundos después de que disparara contra el Papa Juan Pablo II, cuando éste se disponía a iniciar su disertación pública semanal en la Plaza de San Pedro.

Agca, de 23 años, fue acusado de atacar al Papa, un cargo equiparado en Italia con un ataque al presidente de la república y para el que corresponde la cadena perpetua, dijeron funcionarios del ministerio de justicia.

Agca declaró a la policía: “Soy un camarada comunista propalestino y seguidor de George Habash”, refiriéndose al líder guerrillero del frente popular para la liberación de Palestina (FPLP).

La policía reveló que un panfleto preparado por el atacante, decía: “Yo, Agca, he matado al Papa para que el mundo pueda saber de los miles de víctimas del imperialismo y de la Unión Soviética en Palestina, en El Salvador y en el tercer mundo”.

Mehmet Ahí Agca, responsable del ataque contra Juan Pablo II, y quien fue condenado a cadena perpetua. (Foto: Hemeroteca PL)
Mehmet Ahí Agca, responsable del ataque contra Juan Pablo II, y quien fue condenado a cadena perpetua. (Foto: Hemeroteca PL)


Agca preguntó a la policía: “¿Cómo está el papa? ¿Todavía está vivo?” También amenazó con iniciar una huelga de hambre y la policía dijo que sólo consumió dos vasos de agua desde su arresto.

El atacante dijo que no le faltaba dinero pero se rehusó a revelar de dónde lo había obtenido. Un alto oficial de la policía comentó que "es un terrorista con “T” mayúscula, frío, claro, y sin duda bien entrenado en tiro”.

Lo había amenazado

Dos agentes de la policía turca que llegaron a Roma desde Angora, para sumarse a las investigaciones, confirmaron la identidad de Agca —quien amenazó con matar al Papa en Turquía en 1979— gracias a sus huellas digitales, dijeron fuentes policiales.

Juan Pablo II perdona a su agresor, Alí Agca, el 27 de diciembre de 1983. (Foto: Hemeroteca PL)
Juan Pablo II perdona a su agresor, Alí Agca, el 27 de diciembre de 1983. (Foto: Hemeroteca PL)


La policía intentaba averiguar de dónde obtuvo Agca la poderosa pistola Browning que utilizó para

disparar tres balas contra el Papa, y con la que también hirió a dos mujeres que se encontraban en el lugar de los hechos.

Juan Pablo II fue herido en el brazo derecho, en la mano izquierda y en los intestinos, dijeron los médicos, en tanto que una de las mujeres, Ann Odre, de 60 años, estadounidense, recibió el impacto del proyectil en el pecho y se encontraba grave en el hospital.

Juan Pablo II perdona a  su agresor. Fragmento del filme Karol, el hombre. (Video: tomado de Youtube)