Registrarse ¿Por qué registrarse?

Con tu usuario podrás:


- Ingresar al visor de la edición impresa
   de Prensa Libre

- Comentar cada nota publicada
   *ver términos y condiciones de uso
   del portal

- Obtener beneficios y promociones
   para usuarios registrados de
   Prensalibre.com


Olvidó su contraseña?

16/12/12 - 08:39 Internacionales

Conservadores ganan legislativas en Japón según las televisiones

El Partido Liberal Demócrata (PLD, derecha) ganó este domingo las elecciones legislativas en Japón por mayoría absoluta, y volverá al poder después de pasar tres años en la oposición, según las primeras estimaciones divulgadas por televisión.

TOKIO.- El PLD, liderado por el ex primer ministro Shinzo Abe, habría logrado entre 275 y 310 escaños sobre los 480 de la cámara baja, según sondeos efectuados a pie de urna por la cadena pública NHK. Estas estimaciones le garantizarían la mayoría absoluta. Su aliado, el Nuevo Komeito, obtendría entre 27 y 35 escaños.

Este partido podría permitir a la coalición encabezada por el PLD alcanzar la mayoría de los dos tercios necesaria para aprobar leyes en el caso de que las rechace el Senado, la cámara alta del Parlamento, donde ningún partido tiene mayoría.

Entre tanto, el Partido Demócrata de Japón, en el poder desde hace tres años, sólo conseguiría entre 55 y 77 escaños, en comparación con los 308 de 2009. Todos los sondeos divulgados antes de las elecciones indicaban la posibilidad de una sonora derrota del PDJ, del primer ministro, Yoshihiko Noda (centroizquierda).

Con este resultado, el ex jefe de gobierno Shinzo Abe parece a punto de volver al poder, después de una campaña en la cual esbozó una línea más dura en materia de política exterior, mientras aumenta la tensión con las autoridades chinas debido a un contencioso sobre un grupo de islas en el Mar de China Meridional.

Este "halcón", que fue brevemente primer ministro en 2006 y 2007, afirmó durante la campaña electoral que sólo prometía lo que podía cumplir, especialmente en materia económica, en momentos en que Japón arrastra el lastre de una deflación persistente y un yen demasiado fuerte, en un contexto de crisis económica internacional.

Más de 100 millones de japoneses deben elegir a los 480 diputados de la Cámara baja, quienes, a su vez, elegirán al primer ministro al frente de una nación con demografía envejecida, poderosa económicamente pero en recesión y con una diplomacia inaudible frente al gigante chino.

Unos 300 diputados sobre los 480 serán designados en escrutinio uninominal en 300 circunscripciones locales. Los 180 escaños restantes será atribuidos según el método proporcional en 11 grandes zonas regionales.

Pagando los platos rotos de la coyuntura económica mundial y de la triple tragedia de marzo de 2011 (terremoto, tsunami y catástrofe nuclear de Fukushima) el PDJ se ha desmoronado en menos de una legislatura, tras haber sido llevado al poder por una opinión pública entusiasta que le dio 308 diputados hace apenas tres años.

Pasando por alto una deuda gigantesca (más de 200% del PIB), el PDJ había ganado gracias a promesas generosas: escolaridad gratuita en secundaria, asignaciones familiares, reducción de impuestos para las PME, tasa al consumo sin aumentos y supresión de peajes en las autopistas.

El PDJ perdió muchos simpatizantes por el camino y en 2010 el control del Senado.

Una docena de partidos están en liza en los comicios, con muchas formaciones nuevas, lo cual complica la tarea de los electores, entre los que según las encuestas había hasta último momento una cuarta parte de indecisos.

Según encuestas publicadas esta semana, el PLD podría obtener entre 280 y 306 escaños, frente a los 118 con los que cuenta actualmente. Otros dos sondeos publicados por los diarios Asahi y Yomiuri anticiparon resultados parecidos, que vaticinaron además una caída estrepitosa del PDJ, a entre 57 y 82 escaños, frente a 230 actualmente.

Este mismo domingo, la prensa estatal china (país con el que Japón mantiene un áspero contencioso por la soberanía de un pequeño archipiélago) aconsejó a los japoneses descartar a los partidos políticos y los candidatos favorables a la intransigencia en el trato con los países vecinos.

En un comentario, la agencia China Nueva (Xinhua) pidió que el vencedor de las elecciones en Japón "conciba su política externa con una perspectiva pragmática y de largo plazo", que permita a Japón "calmar las relaciones con los vecinos".

AFP / JAPÓN

Herramientas

Tags

Multimedia

multimedia

© Copyright 2012 Prensa Libre. Derechos Reservados.

Se prohibe la reproducción total o parcial de este sitio web sin autorización de Prensa Libre.