Iniciar Sesión
Registrarse
  Preguntas frecuentes
  |  
¿Olvidó su contraseña? 

08/07/13 - 11:19 Internacionales

Ejército egipcio avisa de que no permitirá "amenazas a la seguridad nacional"

El Ejército de Egipto advirtió este lunes de que no permitirá que nadie "amenace la seguridad nacional" y llamó a los partidarios del presidente depuesto Mohamed Mursi a poner fin a sus sentadas de protesta, tras la muerte de al menos 51 personas por disparos en una concentración islamista en El Cairo.

EL CAIRO.-"No permitiremos ninguna amenaza a la seguridad nacional egipcia, sean cuales sean las circunstancias", declaró el portavoz del Ejército, Ahmed Ali, quien llamó a finalizar las protestas y prometió a los manifestantes que siguen acampando en varias plazas de El Cairo que no se les perseguirá penalmente.

Al menos 51 personas murieron y 435 resultaron heridas este lunes en los disparos registrados contra los partidarios de Mursi ante la sede de la Guardia Republicana en El Cairo, según un nuevo balance proporcionado por Mohamed Sultan, de los servicios de emergencia, citado por la agencia de noticias MENA. Su saldo anterior era de 42 fallecidos y 322 heridos.

Algunos de ellos indicaron a la AFP haber sido atacados de madrugada por disparos de balas reales y gases lacrimógenos, en circunstancias que permanecen confusas, y los Hermanos Musulmanes, el partido de Mursi, acusan al Ejército. Por su parte, los militares dijeron que "terroristas armados" habían atacado la sede de la Guardia Republicana, provocado la muerte de un oficial y dejado a seis reclutas en estado crítico, según un comunicado militar citado por el diario gubernamental Al Ahram.

Los Hermanos Musulmanes, que llamaron a un "levantamiento" contra las nuevas autoridades, denunciaron en un comunicado que la "matanza" se produjo al alba, cuando soldados y policías dispararon contra los manifestantes favorables a Mursi que rezaban frente a la sede de la Guardia Republicana.

Al igual que los Hermanos Musulmanes, el partido salafista egipcio Al Nur denunció una "matanza" y anunció que se retiraba de las discusiones sobre la elección de un primer ministro y la formación de un gobierno de transición. "Decidimos retirarnos inmediatamente de las negociaciones en respuesta a la masacre delante de la sede de la Guardia Republicana" en El Cairo, indicó el portavoz de Al Nur, Nader Bakar, en Twitter. El partido Al Nur era un socio islamista de la coalición mayoritariamente laica que apoya el derrocamiento de Mursi el miércoles pasado.

La tensión en Egipto no ha cesado de aumentar desde el miércoles pasado, cuando las Fuerzas Armadas derrocaron y detuvieron a Mursi. Los enfrentamientos entre manifestantes favorables y opositores a Mursi causaron decenas de muertos y este lunes varios manifestantes dijeron que se habían registrado tiroteos y disparos de gases lacrimógenos en circunstancias que siguen siendo confusas. Otros testigos contaron que las fuerzas de seguridad habían disparado al aire para dispersar a los manifestantes y que los disparos fueron hechos por "hombres de civil".

Paralelamente, el Partido de la Justicia y de la Libertad (PJL), fuerza política de los Hermanos Musulmanes, llamó en una declaración escrita al "levantamiento del gran pueblo de Egipto contra los que intentan robarle su revolución con tanques". El PJL también exhortó a "la comunidad internacional, a los grupos internacionales y a todos los hombres libres del mundo a que intervengan para impedir otras matanzas y la aparición de una nueva Siria en el mundo árabe".

Pocas horas después, la fiscalía egipcia ordenó el cierre de la sede central en El Cairo del PJL después de que la policía descubriera armas en su interior, informaron fuentes de seguridad. Por su parte, el dirigente opositor Mohamed ElBaradei condenó la muerte de las 42 personas frente al cuartel general de la Guardia Republicana y pidió una investigación independiente.

"La violencia engendra la violencia y debe ser firmemente condenada", dijo ElBaradei en su cuenta oficial de Twitter. "Se impone una investigación independiente. Transición pacífica es la única vía", agregó el premio Nobel de la Paz. Este lunes el ministro turco de Asuntos Exteriores, Ahmet Davutoglu, condenó "en nombre de los valores fundamentales de la humanidad" una "matanza perpetrada durante la oración de la mañana".

También condenaron los incidentes el movimiento islamista Hamas que gobierna la Franja de Gaza y el gobierno iraní. "Hamas condena la matanza de decenas de civiles egipcios pacíficos el lunes, al alba", afirmó un comunicado de Hamas. "La intervención de las Fuerzas Armadas en los asunto políticos es inaceptable e inquietante", afirmó por su parte el portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores de Irán, Abas Araghchi. "Irán condena la muerte de inocentes", agregó el portavoz iraní.

AFP.COM / EL CAIRO (AFP)

Herramientas

Tags

Videos

multimedia

© Copyright 2012 Prensa Libre. Derechos Reservados.

Se prohibe la reproducción total o parcial de este sitio web sin autorización de Prensa Libre.